Rivera advierte a Mas de que convocar un referéndum ilegal sería "dramático"

Ciudadanos mantiene su tradición de celebrar la Diada con un acto alternativo a los institucionales por su marcado carácter independentista. Rivera se declara "preocuado y triste" porque se trata de una celebración "secuestrada por el separatismo".

4 min
Acto de Ciudadanos con motivo de la Diada
Redacción / Agencias
Miércoles, 11.09.2013 14:44

Alrededor de 300 personas han asistido este miércoles al acto que Ciudadanos ha organizado junto a la playa de la Barceloneta, en Barcelona, con motivo de la Diada y que ha consistido en el lanzamiento de 2.000 globos. Una acción que se ha repetido en las otras tres capitales de provincia catalanas, lanzando otros 500 globos desde cada una de ellas.

Con el lema "La libertad no entiende de cadenas", la formación liderada por Albert Rivera ha querido protestar de esta forma contra el marcado carácter nacionalista e independentista que las principales instituciones autonómicas de Cataluña vienen infundiendo en todos los actos oficiales convocados.

Se trata de un acto alternativo a los institucionales. De hecho, hasta ahora, Ciudadanos era el único partido con respresentación en el Parlamento autonómico de Cataluña que no acudía a los actos institucionales. Este año, el PP también ha secundado esta decisión y, por primera vez, ha organizado uno propio.

Una Diada "secuestrada por el separatismo"

En declaraciones a los medios, Rivera se ha mostrado "preocuado y triste" porque los partidos nacionalistas han convertido la Diada en "un instrumento del separatismo ideológico", y ha asegurado que su partido luchará para que vuelva a ser una fiesta de todos, que no enfrente a los catalanes, ni cree barreras ni fronteras. "Un dia haremos esa Diada, estoy convencido", ha insistido.

Para el presidente de la formación naranja, la fiesta del 11 de septiembre está "secuestrada por el separatismo", y el lanzamiento de globos quiere simbolizar la libertad, la convivencia y el positivismo.

"Muchos catalanes no hacemos cadenas, ni ponemos esteladas en el balcón, pero queremos una Cataluña abierta al resto de España y Europa", ha declarado, y ha lamentado que "el sueño de Artur Mas es la pesadilla de muchos", en relación a su proyecto secesionista.

Promoción del independentismo desde los medios públicos

Rivera no ha querido entrar a valorar un posible éxito o fracaso de la Via Catalana, pero ha criticado que el Gobierno autonómico haya apoyado abiertamente la convocatoria de la cadena humana independentista y que los medios de la Generalidad se hayan volcado en su promoción.

El diputado autonómico también ha criticado que el presidente autonómico, Artur Mas (CiU), haya comparado la Via Catalana con la marcha de Luther King. "A parte de populismo, me parece un ataque al sentido común comparar el discurso separatista con el de Luther King", ha señalado.

De hecho, Rivera ha dudado que Mas sepa quién es Luther King y lo que reivindicaba en los años 50, ya que luchaba a favor de la igualdad, la fraternidad y la unión entre las personas, y no la separación, el conflicto y el enfrentamiento que propugna el Gobierno autonómico. 

Un referéndum fuera de la ley sería "dramático"

Rivera ha cargado contra Mas por "enfrentar" a los catalanes. "Hay que cambiar al piloto, al capitán del barco, porque todos los catalanes y buena parte de los españoles van en ese barco", ha indicado.

También ha sido muy crítico con el referéndum independentista que pretende celebrar Mas:

"No sé si habrá consulta o no. Nosotros solo contemplamos la única posible, que es dentro del marco legal, convocada por el Gobierno, con las Cortes detrás y con el Jefe del Estado firmándola. Esa es la única consulta posible, según la Constitución. Y todo lo que no sea eso, será ilegal. Yo no quiero que el presidente de la Generalidad convoque consultas ilegales y se salte las leyes. Espero que no lo haga porque sería todavía más dramático".

Por último, Rivera ha señalado que la intensificación del discurso independentista responde en parte a la acción de los políticos. "Si el Gobierno [autonómico] de Cataluña trabaja cada día para separar a la gente, si dedica a eso todos los recursos públicos, si ERC lo apoya, si el PSC mira para otro lado, pues es evidente que esto evoluciona", ha señalado.