Fernández Díaz: hay que evitar que los radicales incuben "el huevo de la serpiente"

El ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz (PP) ha defendido la "eficaz" respuesta de la policía ante el ataque a la Delegación de la Generalidad en Madrid durante los actos de la Diada. El ministro lamenta que no se dé el mismo tipo de respuestas ante "hechos de una naturaleza similar", en relación a la quema de banderas de España, de Francia y de la Unión Europea, y de una fotografía del Rey.

2 min
Redacción
Jueves, 19.09.2013 13:48

El ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz (PP), ha defendido que la actuación policial tras el ataque de un grupo ultraderechista al Centro Cultural Blanquerna de Madrid durante la Diada fue "eficaz, contundente y ejemplarizante".

Fernández Díaz, que a petición propia ha comparecido este jueves ante la Comisión de Interior del Congreso, ha aportado detalles sobre la investigación del asalto a la sede madrileña de la Delegación de la Generalidad, y ha aprovechado la ocasión para poner de manifiesto la "incuestionable eficacia policial contra quienes ejercieron la violencia".

Violencia injustificable

En su intervención, ha rechazado y condenado las acciones "violentas y cobardes" que "han tratado de impedir la normal convivencia y el libre ejercicio de los derechos fundamentales de los ciudadanos". Para Fernández Díaz, no hay pretextos de tipo ideológico que justifiquen estos comportamientos:

"Estamos ante un fenómeno distinto, que no es político, ni ideológico, ni puede llamarse derecha o izquierda, sino simplemente violencia que sólo merece la respuesta que reserva para estas acciones el Código Penal y el conjunto del ordenamiento jurídico".

El ministro ha confirmado que, de forma "inmediata", todos los identificados por la policía habían sido detenidos, puestos a disposición judicial e imputados por los delitos cometidos el pasado 11 de septiembre.

Evitar que los radicales incuben "el huevo de la serpiente"

En este sentido, ha lamentado que "en otros lugares" no se dé la misma respuesta ni se condenen "política ni policialmente" otros "hechos de una naturaleza similar", en clara alusión a lo ocurrido en Cataluña durante la Diada tras una manifiestación de la izquierda independentista radical donde se quemaron banderas de España, de Francia y de la Unión Europea, y de una fotografía del Rey:

"Los que estamos aquí no podemos facilitar, ni por acción ni por omisión, que los radicales, de cualquier símbolo ideológico o de cualquier lugar de España, incuben el huevo de la serpiente con sus actuaciones".

El ministro ha asegurado que los asaltantes de Blanquerna no han logrado "sus miserables objetivos". En cualquier caso, ha aconsejado que "siempre es mejor prevenir que curar".

En cuanto a las críticas que ha recibido la policía por no evitar el ataque, el ministro ha añadido que ni existían precedentes ni pudo haberse previsto, como demuestra el hecho, según Fernández Díaz, de que los organizadores no informaran a la Delegación del Gobierno de la propia celebración del acto, ni, en consecuencia, solicitaran protección policial de ningún tipo.