330 euros al mes por persona

Los músicos del Liceo denuncian que les deben 475.000 euros en derechos de imagen

En los últimos dos años, el teatro de ópera barcelonés ha vivido recortes presupuestarios y caídas de recaudación que han desembocado en despidos, amenazas de ERE y problemas con los trabajadores en general. Que ahora llegan a un nuevo punto, con la negociación de los derechos de imagen de los músicos.

2 min
Carles Bellsolà
Miércoles, 18.09.2013 21:45

El largo conflicto laboral entre los trabajadores del Gran Teatro del Liceo y la empresa tiene ahora un nuevo capítulo. Los trabajadores reclaman que no han cobrado nada en concepto de derechos de imagen por las grabaciones de los conciertos durante toda la temporada pasada, a pesar de las promesas del Liceo de llegar a un acuerdo con efecto retroactivo.

Según ha explicado a CRÓNICA GLOBAL José Antonio Medina, miembro del comité de empresa, el conflicto arranca el 31 de agosto de 2012, cuando caducó el acuerdo entre los trabajadores y el teatro por los derechos de imagen. "Nos pidieron seguir con las grabaciones con la promesa de que, cuando se firmara un nuevo acuerdo, tendría efectos retroactivos", relata Medina. Que también da cifras.

Oferta "inaceptable" del teatro

"Con el acuerdo caducado, cada trabajador recibía 330,56 euros al mes, en doce pagas", explica. Y añade que las negociaciones no han llegado a buen puerto en este tiempo, porque la oferta máxima de la empresa "no llegaba ni a la mitad", lo que considera "inaceptable e inasumible".

"Durante toda la temporada la empresa ha hecho lo que ha querido con las imágenes. Se han aprovechado de la buena voluntad que han demostrado una vez más los trabajadores", afirma Medina, que pide al Liceo que demuestre "la misma buena voluntad". Y que avisa que, si no hay esta "buena voluntad", los trabajadores recurrirán a los tribunales, como ya ha avisado que hará UGT de Cataluña, sindicado al que pertenece Medina.

El sindicalista también puntualiza que estos 330 euros por persona y mes "están congelados desde 2006", y que la plantilla del Liceo, a pesar de no ser trabajadores públicos, ha sufrido los mismos recortes que estos, además de "numerosos despidos". "No pedimos el oro y el moro", concluye.

Dos años de conflictos

Los problemas laborales en el Liceo empezaron hace dos años, después de que las administraciones redujeran las partidas que aportaban al teatro. Entonces, la empresa se planteó un ERE temporal, pero la medida se evitó con un acuerdo con los trabajadores, a cambio de no programar en septiembre y en julio, y de distribuir estas horas no trabajadas a lo largo del resto del año.

Una situación que se ha vuelto a agravar -según el teatro-, a raíz del aumento del IVA cultural aprobado por el Gobierno de Mariano Rajoy al inicio de la pasada temporada, que ha provocado una caída en la recaudación. Como resultado, el Liceo volvió a presentar un ERE temporal para toda la plantilla -cerca de 350 personas- entre los días 1 y 24 de septiembre de este año y 6 y 31 de julio del año que viene.