La independencia 'resquebraja' a CiU en el Ayuntamiento de Tarragona

Uno de los ediles de UDC se marcha del pleno cuando se debatía la posible adhesión del Ayuntamiento a la asociación secesionista de municipios. La moción la presentó CiU. PSC y PP evitan que prospere la propuesta de Victòria Forns.

2 min
Albert Vallvé sigue el debate sobre la moción de CiU en el Ayuntamiento de Tarragona desde fuera del pleno
Daniel Tercero
Sábado, 19.10.2013 17:44

A estas alturas nadie puede asegurar que CDC y UDC lleguen juntos a las próximas elecciones autonómicas, previstas para 2016. Las diferencias entre ambos partidos, sobre todo a cosecuencia del ritmo nacionalista que imprime Artur Mas a sus reivindicaciones, parecen insalvables.

Esta semana, Josep Antoni Duran i Lleida, número uno de UDC y portavoz de CiU en el Congreso, se ha cruzado -a través de los medios de comunicación- algo más que dulces reproches con Francesc Homs, portavoz de la Generalidad y uno de los integrantes del núcleo duro de CDC.

Pero el distinto ritmo que convergentes y democristianos están imprimiendo a las reivindicaciones nacionalistas también se ha puesto de manifiesto en el Ayuntamiento de Tarragona. Es solo un botón de muestra. Un ejemplo que puede augurar lo que Duran i Lleida ya no descarta completamente: la ruptura de la coalición.

Dejó el sillón y el pleno para no votar

Albert Vallbé, número dos de CiU en el Consistorio tarraconense y dirigente de UDC en la ciudad, se negó a votar este viernes una moción municipal presentada por su formación que instaba al Ayuntamiento a sumarse a la Associació de Municipis per la Independència (AMI).

Lo había anunciado el miércoles, según recoge el Diari de Tarragona, y no lo dudó el viernes. A la hora de debatir la moción, presentada por Victòria Forns, número uno de CiU en Tarragona, abandonó su sillón municipal, dejó el pleno y no volvió hasta que el resto de concejales votaron. PSC y PP evitaron que la intención de CiU prosperara. ICV-EUiA se abstuvo.

Por si esta deserción no fuera suficiente, el otro edil de UDC, Robert Vendrell, líder democristiano en la ciudad, sí secundó la propuesta de Forns, que pretendía adherir la capital de la provincia a la asociación independentista que lidera Vila d'Abadal.