Nuevo aumento del recibo del agua en Barcelona y el área de influencia de la ATLL

Las empresas dedicadas a la distribución del agua dependientes de la ATLL tendrán que hacer frente a una subida adicional de 0,7% en el coste del agua, además del incremento anual del 4,2% pactado por Acciona y la Generalidad. Se calcula que esta subida significará un aumento del 1,2% en la factura a la que habrán de hacer frente los consumidores. En dos años, el recibo del agua ha aumentado un 65,6%. Mientras tanto, la concesión de ATLL a Acciona y BTG Pactual continúa en los tribunales.

2 min
Redacción
Viernes, 18.10.2013 14:04

Aguas Ter-Llobregat (ATLL), de la que depende el suministro de agua del Barcelonés y de la mayor parte de las ocho comarcas colindantes, incrementará el recibo del agua el próximo año en torno al 1,2%, como consecuencia de la subida en la tarifa del agua que suministra a las compañías distribuidoras.

El precio del agua que finalmente desembolsan los consumidores depende, en no más de una cuarta parte, de los costes que asumen las empresas distribuidoras. Éstas tienen que hacer frente, después de la privatización de la gestión del servicio, y según lo pactado por la Generalidad y la ATLL para 2014, a un aumento anual previsto del 4,2%.

Sin embargo, a esta subida hay que añadirle ahora la del 0,7% que este jueves aprobó el Consejo de la Red de Abastecimiento de ATLL, lo cual, sumado al 4,2% anterior, supone un incremento de alrededor de un 1,2% en la factura del agua, según informa Efe de fuentes de la Generalidad.

La privatización de la gestión sigue en los tribunales

El Consejo de la Red de Abastecimiento fue creado cuando el consorcio liderado por Acciona y por la brasileña BTG Pactual se adjudicó la gestión de ATLL, y está presidido por el director de la Agencia Catalana del Agua (ACA), Jordi Agustí, y compuesto por cinco representantes de la Generalidad.

La ACA matizó este jueves que el incremento repercute de un modo indirecto y no total en el bolsillo de los ciudadanos. Ello es así, argumentan, porque el coste de la compra del agua supone aproximadamente un 25% del total de los gastos de una distribuidora y porque una compañía de este tipo puede obtener el agua de otras fuentes, como pozos propios, y no necesariamente de la ATLL.

Sin embargo, la privatización de la gestión de ATLL en beneficio de Acciona, que actualmente se encuentra en los tribunales, abastece a más de un centenar de municipios de nueve comarcas, de modo que opera para cerca de 5 millones de usuarios.

ATLL ya contemplaba una subida del precio por metro cúbico de 0,06 euros en dos años. Hasta ahora, los dos últimos años han supuesto un incremento del recibo del agua de un 65,6%, según calcula el Observatorio del Precio del Agua de Cataluña.