Premio Nobel de la Paz para la Organización para la Prohibición de las Armas Químicas

El Comité Nobel noruego otorga el galardón a una organización dedicada a hacer cumplir un tratado internacional sobre eliminación de las armas químicas en el mundo. El comité ha reconocido la labor de este organismo, especialmente relevante en un contexto de creciente tensión en el conflicto sirio, donde la ONU ha confirmado el uso de armas químicas.

2 min
Redacción
Viernes, 11.10.2013 13:28

El Premio Nobel de la Paz 2013 ha sido concedido a la Organización para la Prohibición de las Armas Químicas (OPAQ). El reconocimiento a este organismo independiente coincide con la escalada de tensión en Siria a raíz del ataque con armas químicas confirmado por la ONU.

El objetivo principal de la OPAQ consiste en eliminar todo tipo de armas químicas en el mundo y procurar que no vuelvan a producirse, de acuerdo con el tratado internacional, en vigor desde 1997, sobre la prohibición del desarrollo, producción, almacenamiento y empleo de armas químicas y su destrucción (o Convención sobre Armas Químicas, CAQ).

El Premio Nobel de la Paz, a diferencia de los Nobel de Medicina, Física, Química, Economía y Literatura, se entrega en el Ayuntamiento de Oslo (Noruega), y no en Estocolmo (Suecia). El comité noruego que otorga el Nobel de la Paz ha premiado a la OPAQ "por sus esfuerzos extensivos" en la eliminación de armas químicas, y ha asegurado que de este modo, también el comité "quiere contribuir a eliminar" este tipo de arsenal.

"Por favor, ratificadla; por favor, firmadla"

Este año, el Comité Nobel noruego ha otorgado el galardón a la OPAQ por encima de otros nombres que sonaban con mucha fuerza, como la pakistaní Malala Yousafzai, defensora de la educación femenina; el médico congoleño Denis Mukwege o el obispo mexicano José Raúl Vera, entre otros.

Según Thorbjørn Jagland, secretario del comité, "lo que ha pasado en Siria, donde se han usado armas químicas, ha puesto de nuevo en primer plano la necesidad de incrementar los esfuerzos para eliminarlas". "Pero este premio quiere ser también un mensaje a los estados que no han ratificado o firmado la convención y quienes no la han firmado. Por favor, ratificadla; por favor, firmadla", ha clamado Jagland.

Otra de las labores integrales de la OPAQ pasa por dar asistencia y protección a los estados miembros de esta organización en caso de que sean amenazados o atacados con armas químicas. También promueve la cooperación internacional para el desarrollo de la química con fines pacíficos.

A día de hoy, el tratado ha sido firmado y ratificado por 189 países. Israel y Myanmar lo han firmado, pero no lo han ratificado, mientras que Angola, Egipto, Sudán del Sur, Siria y Corea del Norte no lo han firmado. Siria ha pedido recientemente a la ONU su adhesión a la CAQ, mientras la OPAQ sigue trabajando en este país para confirmar la eliminación de este armamento.