La cifra ha ido bajando desde que empezó la crisis

Un 16,2% de los catalanes dice haber sido víctima de un delito el último año

Pese a la crisis, la sensación de seguridad ha ido aumentando los últimos años, según los datos de las encuestas anuales de la Generalidad.

2 min
Redacción
Miércoles, 16.10.2013 19:58

Casi uno de cada seis catalanes, un 16,2%, asegura que ha sido víctima de un acto que considera delictivo en el período que va de julio de 2012 a junio de 2013, según los datos de la Encuesta sobre la Seguridad Pública en Cataluña 2013, que ha presentado este miércoles el consejero de Interior, Ramon Espadaler (CiU), en el Parlamento autonómico. Una cifra que puede parecer muy elevada, pero que, de hecho, es sensiblemente inferior a la de la encuesta del 2009 -que se ocupa del período inmediatamente posterior al estallido de la crisis-, y que no ha dejado de reducirse desde entonces.

Según la encuesta, un 16,2% de los ciudadanos de Cataluña mayores de 16 años afirman haber sido víctimas de un hecho que consideran delictivo. Esta valoración no tiene carácter legal, puesto que se incluyen agresiones, atracos robos y también hurtos -que en la mayor parte de los casos no se consideran delito, sino falta-.

En 2009 se alcanzó al máximo histórico de este ratio. Aquel año, los encuestados que se consideraban víctima de un delito sumaban el 20,2%. En 2011, este porcentaje bajó hasta el 19,3%, y el año pasado se situó en el 18,3%.

El 20,2% de 2010 es el récord negativo desde que la Generalidad empezó a realizar esta encuesta, en 1999. El récord positivo es el 13,7% de aquel mismo año.

En Barcelona, más delitos pero más sensación de seguridad

En cuanto a la ciudad de Barcelona, las cifras son similares, pero más elevadas. Un 19,9% de los encuestados barceloneses considera haber sido víctima de un delito, por debajo del 25,6% de 2009. El histórico de datos relativos a la ciudad de Barcelona tiene más antigüedad, y se remonta al 1983. En este registro, el récord negativo es el 26,2% de 1987, y el positivo, el 13,4% de 1999.

Paralelamente, la sensación de seguridad también ha crecido, desde una nota de 56 sobre 100 en 2009, hasta una de 62 en el último año. Curiosamente, a pesar de que hay más ciudadanos que se consideran víctima de un delito en Barcelona que al resto de Cataluña, los barceloneses tienen una más favorable opinión de la seguridad: 61 sobre 100 el 2009, 66 en la última encuesta.

Espadaler se ha felicitado moderadamente por estas cifras. Ha explicado que la evolución de los últimos años "es un aspecto positivo a subrayar, y más, teniendo en cuenta que estamos en un momento de crisis económica". Pero también ha señalado que, si bien "no hay motivos para la alarma", tampoco hay "para la satisfacción".

Comentar