El 18% de los ayuntamientos de Cataluña no entrega las cuentas de 2012 en el plazo legal

La cifra de incumplidores desciende respecto al año 2011, cuando se registró un 30,5% de consistorios que no presentaron las cuentas anuales ante la autonómica Sindicatura de Cuentas en su debido momento. De la lista de señalados, hay dos ayuntamientos que sobresalen: el de Capellades y el de Sant Pere de Ribes.

2 min
Jaume Amat, síndico mayor de la Sindicatura de Cuentas, en el Parlamento autonómico
Redacción
Domingo, 10.11.2013 11:51

El 82% de los ayuntamientos de Cataluña rindieron cuentas del ejercicio de 2012 ante la Sindicatura de Cuentas dentro del plazo legal, que acabó el pasado 15 de octubre, según datos del organismo fiscalizador adscrito al Parlamento autonómico. Este 82% supone que hay un 18% de los consistorios que no cumple con esta obligación.

La cifra de los que cumplen, sin embargo, es mucho mejor que la de hace un año, ya que entonces fue un 69,5% de ayuntamientos los que presentaron su contabilidad de 2011 dentro del plazo establecido, porcentaje que ha ido evolucionando positivamente en los últimos cinco ejercicios, según informa Europa Press.

Respecto al conjunto de entes locales, este año también han cumplido el calendario la única entidad metropolitana, las cuatro diputaciones, el 90% de los consejos comarcales, el 54% de las entidades municipales descentralizadas y el 37% de las mancomunidades.

Además, tras finalizar el plazo y hasta el 30 de octubre, la autonómica Sindicatura de Cuentas ha recibido 49 cuentas locales más, y faltan todavía por presentar 205 respecto al total de 1.181 entes locales, una cifra inferior a la de hace un año.

Capellades y Sant Pere de Ribes

Para contribuir a esta mejora en la obligación de los entes locales de presentar anualmente sus cuentas a la Sindicatura se aprobó la ley que supone que la Generalidad paraliza las transferencias y subvenciones a los incumplidores -con dos años de decalaje- hasta que envían su contabilidad.

En el ámbito municipal, actualmente todavía hay nueve ayuntamientos que no han presentado sus cuentas de 2011, dos de los cuales son de más de 5.000 habitantes y están en la provincia de Barcelona, uno es Capellades, controlado por CiU, que también debe la contabilidad de 2008, y Sant Pere de Ribes, que está en manos de la CUP.

El resto de ayuntamientos incumplidores de Cataluña son de pequeño tamaño, como Montferri (Tarragona), que tiene pendientes las cuentas de 2010, y Torrelles de Foix (Barcelona), que tiene pendientes las de 2010 y 2009.