Revista de prensa

España contra Cataluña: la Guardia Civil interroga a la plantilla del Barça

El padre de Messi, investigado, según El Mundo, por blanqueo de dinero del narco. El artículo indecente de Zarzalejos, visto desde La Vanguardia. Morir de pobreza en España, un breve.

13 min
Pablo Planas
Lunes, 16.12.2013 09:40

La comida para perros es apta para el consumo humano desde 1929. Tras miles de intoxicaciones alimentarias graves y decenas de muertes durante aquella crisis, el Gobierno de los Estados Unidos obligó a los fabricantes de pienso para mascotas a que sus productos fueran digeribles también para las personas. En los años 60, los españoles emigrados a Alemania también consumían comida para perros. Eran las latas más baratas de los comercios y el desconocimiento del idioma impelía a los emigrados a guisar con ese producto, que no les parecía especialmente malo, según cuentan.

Recordarán no hace mucho al ministro de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, Miguel Arias Cañete, relativizar las fechas de caducidad de los alimentos. Sólo le faltó lo que a Fraga en Palomares y comerse un yogur caducado ante las cámaras. El desperdicio de toneladas de comida en plena crisis ha impulsado a algunas multinacionales de la comida a reconocer que las recomendaciones de consumo preferente y las dichas fechas de caducidad obedecían a criterios de circulación y reposición del producto en vez de a razones sanitarias. El sábado, una familia de Alcalá de Guadaíra (Sevilla), padre, madre y dos hijas, comieron lo de siempre en los últimos tiempos, de la despensa del contenedor de basuras. Algo en mal estado ha matado a tres de ellos. Sólo sobrevive la menor de la familia, una adolescente de trece años. Parece que se salvará.

Sale en algunas portadas. El País lo lleva en el lugar menos visible de la primera plana con el título: "Intoxicación letal y fulminante". En el texto aclara que se trata de una "intoxicación alimentaria". En El Mundo también es una pequeña llamada: "La familia que murió intoxicada pidió en octubre una ayuda que al Junta [de Andalucía] tarda 10 meses en dar". En La Razón, una frase casi imperceptible en la parte inferior: "La familia de los tres fallecidos por intoxicación alimentaria en Sevilla estudia demandar a la Junta por falta de auxilio". En la portada de Abc en Cataluña no sale. En la del Abc de Sevilla es un titular menor a pie de portada: "El padre tuvo una pequeña empresa y ahora recogía cartones".

Un día antes, el domingo, el Diario de Sevilla titulaba a toda página que "Susana Díaz irá a Cataluña a defender la ilegalidad de la consulta" y en caracteres considerablemente menores: "Tres muertos en Alcalá de Guadaíra por intoxicación alimentaria".

El titular más riguroso lo aporta La Vanguardia. Como el resto de los diarios que llevan el asunto en su primera página, el lugar es el menos vistoso, pero la explicación se aproxima algo más a la realidad que en los otros: "Morir de pobreza". Remiten a la página 26 de la sección de Tendencias. "La familia vivía en su piso embargado por un banco y subsistía de la recogida de residuos en la calle", destacan. Tendencias, no cabe duda.

De que la presidenta autonómica andaluza Susana Díaz piensa hacer un tour catalán no dicen nada, pero es que nada, los diarios de Barcelona. Tampoco los de Madrid. En el caso catalán, la presencia de un miembro del sector crítico del PSC en el mitin de ERC del sábado ha generado un repunte en el ajuste interno del partido. En La Vanguardia titulan así desde arrancada: "El acuerdo por la consulta remueve otra vez al PSC". La crónica es de Aitziber Azpeitia y se destaca que: "Avancem [el nombre del sector crítico] replica y considera un 'error mayúsculo' que se expediente a Mohedano [el militante que estuvo en lo de Junqueras]". En El País también recogen el tema en páginas interiores, donde Àngels Piñol firma un texto titulado: "El referéndum fractura a la izquierda", bajo una fotografía de Pere Navarro. Explica las interioridades del Consell Nacional del partido. Navarro teorizó sobre que ERC e ICV-EUiA dan tiempo y espacio a CiU y avalan los recortes, los críticos presentaron un comunicado en el que afirman que la pregunta de la consulta cuadra con el programa electoral del PSC y "pese a que fue un consejo plácido -escribe Piñol- fuentes del PSC explicaron que el diputado Xavier Sabaté, no adscrito al sector crítico, reprochó a la dirección del partido que se prestara a brindar con cava con el PP y Ciudadanos por la misma Constitución que ha servido para avalar los recortes del Estatuto y para que Rajoy recentralice el Estado de las Autonomías".

Las fotografías de portada de la mayoría de los diarios (Abc, La Razón, La Vanguardia, El Periódico, El Punt Avui) son para el viaje inaugural del Ave Barcelona-París. La victoria de Michelle Bachelet en Chile es el argumento gráfico en El País y en El Mundo, periódico que presenta más tensión informativa este lunes. De entrada, una exclusiva de punto y pelota: "Investigan al padre de Messi por blanqueo de dinero de la droga". Firman la revelación Pablo Herráiz y Quico Alsedo en Madrid y explican que "el dinero se lavaba mediante la compra masiva de entradas para la fila cero de la gira Amigos de Messi y de conciertos de rock". La Unidad Central Operativa de la Guardia Civil (UCO) habría interrogado sobre este espinoso expediente a Messi hijo, Alves, Pinto y Mascherano, trámite que se llevó a cabo en las oficinas del Barça.

Las derivadas políticas de la peripecia son de carácter insondable, tanto como las deportivas, pero habrá que esperar a que los periódicos de aquí recojan el guante para calibrar el alcance de este marrón en la crisis de juego del Barça y en el propio estado de forma del crak, el hijo de Jorge Messi. No es descartable que en este asunto se aplique la fórmula Pujol de reacción ante los escándalo: ¿El UCO, la UCO? ¿De qué pendejada me están hablando? Otro ataque a Cataluña de la abominable España, dirán.

El Mundo también lleva una encuesta que arranca desde portada. "CiU adelanta otra vez a ERC por el protagonismo de Mas", titulan. Ganaría las autonómicas con un 24,3% de los votos frente al 20,6% de ERC. El Parlamento autonómico quedaría así: CiU, 38-39 (50 en la actualidad); ERC, 32-32 (21); PSC, 16 (20), PP, 15-15 (19); Ciudadanos, 12-14 (9); ICV-EUiA, 11 (13); la CUP, 7-9 (3). Daniel G. Sastre es quien se encarga de revertir a texto corrido los datos del sondeo, de la empresa Sigma Dos y basada en una encuesta a mil personas elaborada entre el 12 y el 13 de diciembre. Más fresca, imposible.

En el mismo periódico, Salvador Sostres defiende la extendida teoría de que CiU gana tiempo con el acuerdo sobre la pregunta y la fecha de una consulta que, afirma también, no se llevará a efecto. Atribuye el acierto estratégico a que Mas ha hecho caso a Duran. "Dos candores animan el momento. El candor de los independentistas que creen que podrán votar 'independencia' o, que en su defecto, unas elecciones 'plebiscitarias' desembocarán en una declaración unilateral de independencia; y el candor de los españoles que cometen la grave torpeza de tomarse en serio este proceso y le exigen grandilocuencias a Rajoy que, de producirse, tendrían el efecto contrario", asegura Sostres, a quien Esperanza Aguirre reserva un espacio en el olimpo de los intelectuales catalanes.

La ex presidenta autonómica de la Comunidad de Madrid colabora cada lunes en el Abc con una página de análisis político, que en esta ocasión dedica al libro de Girauta sobre las razones para votar que no a la independencia de Cataluña. Aguirre, junto a Carlos Herrera, presentó el libro en Madrid y habla de ello en su artículo, donde elabora un listado con ánimo exhaustivo de los intelectuales contrarios al separatismo. "Nombres tan prestigiosos, respetados y respetables como Juan Marsé, Félix de Azúa, Ignacio Vidal-Folch, Albert Boadella, Francesc de Carreras, Arcadi Espada, Xavier Pericay, Miquel Porta Perales, Valentí Puig, Félix Ovejero, Ramón de España, Javier Cercas, José García Domínguez o Salvador Sostres han levantado ya su voz y han cogido su pluma para denunciar lo que consideran una maniobra al servicio de determinados intereses partidistas, que quiere borrar de un plumazo muchos siglos de historia compartida y que quiere embarcar a los catalanes en un futuro incierto que sus impulsores, los nacionalistas, ni siquiera son capaces de describir", asegura la lideresa. Se echan en falta algunos nombres, pocos más. Si acaso Anna Grau, Francisco Marhuenda y Albert Castillón, el colaborador de Espejo Público con Susanna Griso y speaker en los mítines del Movimiento de Rivera.

La Razón dedica su titular principal a nuestro pequeño mundo, en concreto a la cita avanzada por CRÓNICA GLOBAL de Artur Mas en TV3. Ni en tiempos de Chávez y sus crónicas bolivarianas había tanta expectación. Titula el diario de Planeta: "Mas veta las preguntas sobre la crisis y la corrupción en su entrevista de TV3". Ingeniosa crónica de Marcos Pardeiro:

"'Buenas noches, president. La sede de Convergència permanece embargada por orden de la justicia desde hace 17 meses por el presunto cobro de comisiones ilegales en la adjudicación de obra pública dentro del caso Palau. ¿Merecen los catalanes que la justicia aclare si CDC fue responsable civil, a título lucrativo, del desfalco del Palau de la Música antes de votar sobre la independencia?'. De todos los inicios que podría tener la entrevista que esta noche protagonizará Artur Mas en TV3, éste no tiene ninguna posibilidad de salir en antena, puesto que las preguntas incómodas sobre la corrupción y la crisis han sido vetadas por orden del Gobierno [autonómico]".

También lleva una encuesta el diario de Marhuenda en la que se dice que CiU ya sólo le saca un punto a ERC y que el bloque Ciudadanos, PSC y PP sumaría 48 diputados, los mismos que en 2012. Se repartirían así: PSC, 16-17; Ciudadanos, 15; PP, 14-16.

Una curiosidad. José Antonio Zarzalejos, ex director de El Correo y de Abc mantiene una colaboración semanal con La Vanguardia y cada domingo publica una pieza de análisis. La de ayer se titulaba: "Otra convulsión epiléptica", y decía: "El acuerdo del pasado jueves -sobre las preguntas de una consulta fijada para noviembre del 2014- constituye una convulsión epiléptica en forma de patada a seguir en un proceso al que están incorporados con desgana y reparos dos de las cinco fuerzas políticas que lo suscribieron (Unió e ICV) y que todas juntas no representan ni los dos tercios del Parlamento [autonómico] de Cataluña...".

El periodista Oriol Domingo, en su blog de la misma La Vanguardia titulado In saecula, saeculorum responde a su colega Zarzalejos:

"1. José Antonio Zarzalejos escribe un artículo éticamente indecente. Lo titula: "Otra convulsión epiléptica".

2. El artículo del españolista José Antonio (nombre de resonancias falangistas) pretende hundir el proceso soberanista catalán, pacífico y democrático, y descalificar a sus dirigentes políticos. El periodista Albert Sàez comenta en Twitter: "No quiero ni pensar qué pasaría si un periodista catalán escribiera que un presidente del Gobierno tiene ataques de epilepsia...".

[El tercer punto recoge las definiciones de epilepsia, convulsión y decente.]

4. El escrito indecente de Zarzalejos está lejos, muy lejos de lo que debe ser un debate civilizado, democrático, respetuoso, dialogante y pacífico. Este texto ofende a quienes alguna vez han tenido algún episodio epiléptico, son demócratas y, como catalanes, consideran que el Sí+Sí es la mejor votación para una relación libre, solidaria y fraternal entre una España soberana y una Cataluña soberana".

Hay un quinto punto, del mismo tono y en una esgrima retórica de una elegancia que hacía tiempo (¿tres, cuatro días?) que no se veía en el diario del conde de Godó. Si no hay contraorden, José Antich ha escrito su última carta como director. Se titula: "París, más cerca". Habla del AVE, no de su futuro.

Lo de la réplica digital al artículo impreso de Zarzalejos marca un nivel en el debate, del que María Jesús Cañizares da cuenta en su artículo en Abc:

"Vuelvo a la larga lista de asambleas sectoriales de la ANC, más de una cincuenta, donde además de masones, hay Esperantistas por Independencia, así como Bomberos, Policías, Meteorólogos, Pasteleros, Taxistas, Psicólogos... Reparo en el subsector denominado Inteligencia por la Independencia. Entonces la imaginación se dispara. ¿Centrales de inteligencia? ¿Espías? ¿Servicios secretos? Entiendan que exista una cierta paranoia al respecto, después de descubrir recientemente que la Generalidad había sentado las bases de un futuro CNI catalán. Pero no: Inteligencia por la Independencia agrupa a personas con un coeficiente intelectual por encima del 98% que quieren usar su talento en beneficio de la secesión catalana...".

Estamos perdidos. Los españolistas quiero decir.

Comentar