Rajoy: "Ni quiero, ni puedo autorizar un referéndum en Cataluña porque la soberanía nacional es del pueblo español"

Nuevo mensaje del presidente del Gobierno a Artur Mas: "Si no hubiera una reforma de la Constitución, nunca podría un Gobierno, ni siquiera el Parlamento, autorizar un referéndum como el que se está planteando en Escocia. Es sorprendente que todavía haya quien no se haya dado cuenta de algo tan simple como eso".

5 min
El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy
Redacción
Domingo, 8.12.2013 22:42

"Yo no puedo autorizar un referéndum [independentista] en Cataluña. No quiero, pero es que además no puedo, yo no podría autorizar un referéndum por ejemplo como el que hay en Escocia por la sencilla razón de que la soberanía nacional le corresponde al pueblo español, según dice la Constitución".

Así se ha mostrado el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, en una entrevista publicada este domingo en El País, en la que ha insistido en esa posición:

"Si no hubiera una reforma de la Constitución, nunca podría un Gobierno, ni siquiera el Parlamento, autorizar un referéndum como el que se está planteando en Escocia. Es sorprendente que todavía haya quien no se haya dado cuenta de algo tan simple como eso. Yo lo único que quiero decir es que nunca me he negado a hablar. De hecho lo hice en numerosas ocasiones, pero es evidente que yo tengo que cumplir mis obligaciones como presidente del Gobierno y las cumpliré. Si quieren reformar la Constitución existen procedimientos para ello".

"Esta situación se va a revertir"

Rajoy ha reconocido que "Cataluña es uno de los temas más importantes que tenemos planteados en este momento y la posición que yo defiendo como dirigente político, como miembro del PP y como español es sobradamente conocida: España es la nación más antigua de Europa, la que consiguió hace más siglos su unidad. Nunca Cataluña y el resto de España han vivido separados. Los lazos que nos unen son de todo tipo, lazos afectivos, históricos, comerciales, personales... mi posición en ese sentido está clara. Como presidente del Gobierno yo tengo algunas obligaciones, desde luego cumplir y hacer cumplir la ley".

El presidente del Gobierno ha asegurado que cree en "los lazos afectivos", en la historia y en "lo que nos une" a los catalanes y al resto de los españoles.

"Sé que estos momentos de crisis económica no ayudan nada y que no es la primera vez que se producen acontecimientos de esas características. El Gobierno está intentando ayudar a la Generalidad, que no puede financiarse. Es el Gobierno el que atiende la deuda de la Generalidad, el Gobierno está haciendo un gran esfuerzo para pagar a proveedores de la Administración [autonómica] de Cataluña y otras autonomías. Entre refinanciaciones de deuda, déficit y pago de proveedores estamos hablando ya de 29.000 millones de euros en el tiempo que llevamos en el Gobierno en Cataluña. Nosotros estamos trabajando para que Cataluña, que es capital -son casi siete millones de españoles- se mantenga como una región puntera en España, una región con iniciativa, con un nivel de exportaciones muy grande. Estamos ayudando en materia de infraestructuras, hemos cerrado ya el AVE, el aeropuerto del Prat, ahora estamos haciendo una gran obra que es el corredor del Mediterráneo", ha explicado.

Y, aunque ha señalado que "estamos en un momento difícil y de crisis", se ha mostrado "convencido de que esta situación se va a revertir". "Ya no como un tema de ley, que desde luego hay un tema de ley, sino como un tema también de sentimientos. El mundo hoy no va por ahí. Estamos hablando de la unión bancaria o de la unión fiscal en Europa, estamos hablando del mercado único europeo, estamos hablando de llegar a acuerdos como el otro día con Georgia o con Moldavia desde la UE. El mundo avanza hacia algo parecido a un país, a unos estados unidos de todo el mundo. Fíjense en todos los movimientos de integración regionales, y todos los tratados de libre comercio que se están negociando. Creo que estos son datos importantes. Es decir, creo que hay que caminar en la dirección por la que van los tiempos. Y van hacia la integración, no en sentido contrario", ha insistido.

"Los casos de Escocia y de Cataluña son muy distintos"

También ha subrayado que "los casos de Escocia y de Cataluña son muy distintos". "El Reino Unido no tiene Constitución escrita. Pero además el derecho de autodeterminación solo se reconocía, que yo recuerde, en tres constituciones: la de la URSS, la de Yugoslavia y la de Etiopía. Por otra parte es bastante razonable que ningún país se ponga una cláusula de esas características. Yo lo único que quiero decir es que esto es un dato, no es un juicio de valor ni una opinión: Cualquier parte de un país integrado en la UE que se va de ese país, lógicamente queda fuera de la UE, no porque lo diga yo sino porque lo dicen los tratados", ha añadido.

Por último, preguntado sobre si utilizaría el veto de España para impedir que una hipotética Escocia independiente entrase en la UE, Rajoy ha señalado:

"Yo no puedo utilizar mi veto para nada. Solamente podría utilizar el veto para que no se fuera. Porque es que no es un problema de veto. Es que automáticamente se va y por tanto no puedo vetar, es que se va. [...] Tendría que ponerse a la cola [para entrar en la UE]. Estaríamos en otra historia. No vamos a adelantar acontecimientos".

Comentar