Revista de prensa

La Vanguardia anuncia un acto del PP en el Mercado del Borne

Hollande, Rajoy y Navarro copan las portadas, con los 70 pasos 70 del paseíllo de la Infanta. Rahola reprocha al PSC que coincida con "Camachitos y Riveritas". Ronaldinho en Torrente 7.

9 min
Pablo Planas
Miércoles, 15.01.2014 09:03

Hollande, los socialistas catalanes, Gallardón y la infanta Cristina, Rajoy y Fainé, Ortega Lara, David Fernàndez y Alberto Fernández Díaz, Ronaldo y Ronaldinho son los nombres de las últimas horas. El presidente de Francia es la portada de La Vanguardia, que sigue el triángulo amoroso con gran atención. No son pocos los periodistas de esa redacción que han ejercido de corresponsales en París. Es un tradición de buen periodismo y finura. Ese influjo hace que en ocasiones La Vanguardia parezca un periódico francés o para franceses. Es un elogio. El titular de la plaza es Lluís Uría, cuyas piezas contienen descripción y esencia. "Los asuntos privados se resuelven en privado", zanjó el presidente francés. "Silencio privado y recorte público" titula el diario en portada. Cincuenta mil millones es, por lo bajo, el coste del ajuste. Hollande, la más depurada versión de "presidente sosoman" que ha residido en el Elíseo; Gayet, la actriz, y Trierweiler, la pareja, que sigue una cura de reposo en el hospital. Dramón bastante más entretenido que lo nuestro de Quico Homs y el proceso.

Rajoy continúa su gira con notable éxito de crítica y público en general. Isidro Fainé, el presidente de CaixaBank, ha pedido un "gran acuerdo" entre los partidos de España y Cataluña para salir adelante, despejar el horizonte y pillar la corriente buena, la de Dory y las tortugas en Buscando a Nemo, para salir de la crisis. Es la novedad del viaje de Rajoy, portada en Abc y La Razón con su discurso en la Cámara de Comercio norteamericana.

Cataluña ha estado presente en el viaje de Rajoy, ha sido uno de los temas más comentados de puertas adentro, en la comitiva y entre el pelotón periodístico. Ahí es donde entra Homs para sacar pecho y exponer su teoría de que tan importante es lo que se dice como lo que no se dice y que el expediente catalán está viajado. Entre patético y penoso, de chiste entre amiguetes, pero es lo que hay. ¿Para qué hablar de la carta por fax, de la nula influencia de los embajadores catalanes o de Oriol Pujol? En El Punt Avui y en El Periódico subrayan la bronca en el PSC a cuenta de la votación del jueves. Para los primeros, en la portada "El PSC se agrieta" y en el interior "La división, crece". Tras esa panorámica, la información es de E. Ansola y R. M. Bravo, que afirman que nueve de los veinte diputados del PSC han expresado dudas, como mínimo. Según este texto, la abstención cobra fuerza mientras Navarro se va a Madrid a pedir una reunión de la bilateral Estado-Generalidad. Es la tercera opción, en la que están Rubalcaba y Susana Díaz, la presidenta andaluza. El Periódico titula en portada, bajo una foto de Hollande, eso sí, que "Navarro y los críticos del PSC mantienen el pulso". A este asunto en particular dedica su artículo de La Razón Toni Bolaño, que recuerda la profecía de Jordi Solé Tura para ilustrar el momento de la izquierda en Cataluña, el riesgo de quiebra por la tensión entre la Idea y la idea de nación.

Del análisis a otro género, el de Pilar Rahola en La Vanguardia. Escribe la miembro del Consejo Asesor para la Transición Nacional: "Y así está la cosa, con un PSC a punto de perpetrar una vergüenza que pasará a la historia de las tales, alineándose en el flanco del no a todo, bien puestecitos al ladito de Camachitos y Riveritas". Menudo zarpazo. Camachitos y Riveritas, qué buen rollo, ¿no? Clase y elegancia en el articulismo nacionalista.

La fuga hacia la abstención de los tres diputados cupaires parece importar poco o nada a la prensa de papel. Al bloque de la secesión de Mas se le han escindido las CUP, a las que CiU masajea por mirar de adelgazar a Junqueras. El agradecimiento de David Fernàndez y Quim Arrufat a la encuesta del alcalde Trias (que marcaba una intención de voto para las CUP estratosférica en Barcelona) ha consistido en salirse de la foto oficial de la vía Mas hacia la consulta en el primer apeadero, la votación de mañana en el Parlamento autonómico.

La infanta Cristina es lo de El Mundo, una portada sobre el camino del Gólgota de los juzgados de Palma de Mallorca. "Gallardón presiona para que la Infanta no dé estos 70 pasos". Marisol Hernández firma el texto, en el que se detallan los afanes del ministro y de Esperanza Aguirre por aliviarle a la infanta la pena del paseíllo. La fotografía a ras de suelo de la bajada del penitente es de Jordi Avallà. Parecen los sotanos de La Bastilla. El Mundo también recoge desde portada la cración de un nuevo partido. "Ortega Lara abandera un nuevo partido frente al PP y al PSOE". La noticia es de Carmen Remírez de Ganuza y explica que "Vox" es el nombre del partido con el que Ortega Lara y otro ex del PP, Santiago Abascal, criticarán "la subida de impuestos, la partitocracia y el reparto del poder judicial". En Abc vinculan la nueva formación al "entorno de Vidal Quadras".

Dos noticias catalanas. Sin salirnos de El Mundo, Daniel G. Sastre y Vanessa Granell informan de que "CiU repesca al cargo que desfalcó 10.000 euros". Oriol Pérez Treviño, se llama, ex director de L'Auditori, que tuvo que dimitir por haber cargado en la tarjeta de L'Auditori unos gastos personales, de "naturaleza íntima", según se puede leer en la información. Las fuentes municipales que citan advierten que ya devolvió el dinero y que tampoco es para tanto, que sólo es una regalía en el Museo de las Culturas del Mundo, una nueva instalación cultural de nada. Las cosas del alcalde Trias. En La Vanguardia, este flanco está dedicado a Alberto Fernández Díaz, el líder del grupo municipal del PP. Esta tarde dará una conferencia en la Sala Moragues del Mercat del Born, que es como irse al árbol de Guernica a celebrar un acto a favor de la Constitución. Tiene previsto explicar "otra historia de Cataluña", según cuenta Ramón Suñé. Por si no fuera suficiente osadía, la conferencia de Fernández Díaz coincidirá con la de Trias, L'alcalde respon, título con más reminiscencias bolivarianas que municipales. Para alquilar sillas, pero en el Borne.

En El País, Gallardón está en la portada, pero no por los 70 pasos de Palma, sino por la reforma de la ley del aborto. Crónica de tintes ideológicos de Fernando Garea para titular en portada que "El PP se enroca en una defensa a ultranza de la ley del aborto". En el texto se dice: "La reforma es 'innecesaria' y 'vergonzosa', le dijeron desde la oposición. Al PP, con mayoría absoluta para aprobar la norma en solitario, solo le queda buscar el consenso consigo mismo ante las voces críticas que han surgido dentro de este partido contra el proyecto de Rajoy y Ruiz-Gallardón". ¿Contradicción entre título y texto? En El País hoy toca información dura y editorialismo de terciopelo. "Un éxito de Rajoy" es el título de su principal editorial: "La bendición al inicio de la recuperación económica de España, recibida por Mariano Rajoy tanto de Barack Obama como de la directora ejecutiva del FMI, Christine Lagarde, da carta de naturaleza y realce internacional a una salida de la recesión cuyos últimos datos adelantados han coincidido con la visita del jefe de Gobierno a Washington". Lo dice El País, ahí queda. En La Razón, lo mismo o parecido, pero en portada. "Rajoy: 'Con poco crecimiento veremos creación de empleo'", titula el diario de Planeta.

Mala noticia en El País, la renuncia del científico Juan Carlos Izpisúa, que abandona el Centro de Medicina Regenerativa de Barcelona "ante la falta de apoyos financieros y políticos de los que hasta ahora habían sido sus valedores públicos, la Generalidad y el Gobierno español", escribe desde Madrid Javier Sampedro.

Y lo de Ronaldo y Ronaldinho, que es del género "hardcore". Ronaldinho, aquel chaval brasileño que puso en pie al Bernabeu con la última camiseta del Barça sin publicidad, ha felicitado a Ronaldo por su balón de oro. En El Mundo sale la fotografía que le ha mandado al portugués, el 7 del Madrid (siete veces guapo le llama Álex Sàlmon a Homs, por cierto), que tanta bilis provoca en la prensa deportiva y no deportiva catalana. La foto, que me pierdo: Ronaldinho en la piscina "con cinco amigas en decúbito prono", según el pie. O sea, con el orto en pompa, de Pompadour. Es Torrente 7 en Río.