La opinión de los empresarios, fundamental

Mas-Colell y Castells, preocupados por la falta de apoyo de los empresarios al plan independentista promovido por Mas

El consejero de Economía y Conocimiento asegura a los empresarios que "no daremos nunca ningún paso que nos pueda dejar fuera de Europa". Mientras que su antecesor en el cargo lamenta "la fractura entre los empresarios y los políticos en el proceso hacia el referéndum". Castells, además, reconoce que "no es verdad que la Generalidad tendría 16.000 millones de euros más al día siguiente de la independencia".

4 min
Andreu Mas-Colell y Antoni Castells
Redacción
Miércoles, 19.02.2014 19:47

A pesar de los mensajes en sentido contrario, la posición de los empresarios ante el proyecto independentista promovido por CiU y ERC sí preocupa al nacionalismo catalán, y mucho.

Así se deduce de las declaraciones públicas que han realizado este miércoles los dos últimos consejeros de Economía de la Generalidad, tanto el actual, Andreu Mas-Colell (CiU), como su predecesor, Antoni Castells (PSC), ambos reconocidos soberanistas.

"No daremos nunca ningún paso que nos pueda dejar fuera de Europa"

Durante una conferencia en la Cámara de Comercio de Barcelona, Mas-Colell ha tratado de tranquilizar a los empresarios sobre las consecuencias de la tensión creciente generada por el debate independentista:

"Si somos cuidadosos, el conflicto [independentista] no afectará negativamente [a la economía catalana]. Posiblemente somos los más europeístas de Europa. No daremos nunca ningún paso que nos pueda dejar fuera de Europa. [...] Tarde o temprano, la UE se tendrá que implicar, porque no tenemos la menor intención de abandonarla. Europa es libertad, civilización, democracia, tolerancia y respeto, y todo eso nos protege".

Mas-Colell ha aprovechado la ocasión para matizar que el presidente de la Generalidad no ha pedido la adhesión de los empresarios a su plan secesionista, sino que quiso instales a que no "pasaran" de la política.

Además, se ha mostrado convencido de que Cataluña "puede salir fortalecida de la crisis", porque "lo peor ya ha pasado". Y ha insistido en que el debate independentista "no debe afectar a la vida económica y empresarial" de Cataluña, como muestran las "realidades moderadoras de los mercados". Por ello, les ha pedido a los empresarios que temen por esa posibilidad que dejen de "sufrir".

En cualquier caso, el consejero no ha dudado en criticar al Gobierno, al que ha acusado de ser el culpable de la situación actual por querer "deconstruir" el Estado autonómico. "No se nos puede pedir que por la crisis nos dejemos chafar, sobre todo si el autogobierno de Cataluña es necesario para su progreso económico", ha argumentado, y ha augurado que el conflicto político "no será corto".

"Persistiremos pacíficamente, democráticamente y haciendo grandes mayorías, y Cataluña tendrá la oportunidad de decidir su destino para transformar el conflicto en diferencia", ha augurado.

"Me precupa la fractura entre empresarios y políticos sobre el referéndum"

Por su parte, durante una entrevista en TV3, Castells ha lamentado la división entre políticos y empresarios en relación al proyecto independentista. "Me preocupa que se visualice la fractura entre los empresarios y los políticos en el proceso hacia el referéndum. Los temas de país nos implican a todos", ha indicado.

El ex consejero con el tripartito ha mostrado su "tristeza" por el hecho de que -más allá de políticos- los líderes sindicales, empresariales y del sector económico en general no participen activamente para conseguir celebrar la consulta.

Castells también ha cargado contra el PSC: "Yo habría querido que el PSC estuviese entre los partidos que trabajan por el referéndum. Este es el objetivo inmediato, y no el de la independencia. Hemos de evitar la aceleración en estos momentos tan delicados, que es un mal de este país [por Cataluña] que nos hace perder la credibilidad".

Finalmente, el ex consejero ha reconocido que los argumentos utilizados por los nacionalistas respecto a las balanzas fiscales no son correctos: "No es verdad que la Generalidad tendría 16.000 millones de euros más al día siguiente de la independencia. Utilizar el lema 'España nos roba' se nos puede volver en contra. Habría sido mejor decir que la contribución con España es escesiva. No nos podemos tirar las balanzas fiscales a la cabeza porque hay formas diferentes de calcularlas".

Comentar