Guerra de declaraciones

El Gobierno quita importancia a la polémica de las balanzas porque todo el mundo emplea el método "que mejor le va"

El Ejecutivo recuerda que tomará una decisión para garantizar "los servicios básicos" para todos los españoles. Cruce de cifras y acusaciones desde Cataluña, Extremadura y Madrid

4 min
La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros
Redacción
Viernes, 7.03.2014 18:47
La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, ha restado importancia al debate que se ha generado esta semana, cuando varias Comunidades Autónomas han presentado sus propias balanzas fiscales con "resultados absolutaments dispares", según ha reconocido la propia vicepresidenta, que ha resaltado que cada territorio usa el método "que mejor le va".

Preguntada por esta cuestión en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros, De Santamaría ha recordado que ahora se está negociando la renovación del sistema de financiación autonómica, y que lo mismo ha pasado en otras ocasiones: "Los que llevamos algunos años en política podemos decir que esto ya se ha vivido", ha señalado.

La vicepresidenta ha precisado que se han hecho públicos los datos territorialitzades de cada Comunidad Autónoma sólo para garantizar la "transparencia" y "facilitar la discusión". Pero ha reconocido que los sistemas de cálculo y los métodos empleados por cada territorio son diversos y dan resultados "opuestos", puesto que cada uno emplea el que más le beneficia.

En este sentido, ha encontrado nbormal que cada Comunidad Autónoma pretenda reivindicar "sus necesidades y sus intereses". Pero ha dejado claro que es el Gobierno quien"tiene la obligación de casar todos estos intereses para conseguir el objetivo final", que no es otro que el de garantizar "la financiación de los servicios básicos" para todos los españoles.

Sobre la polémica de las balanzas, las declaraciones y los posicionamientos contrapuestos han sido constantes estos días. Hoy mismo, Ángel de la Fuente, que encabeza el grupo de expertos que prepara las cuentas públicas territorialitzadas por encargo del ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas, ha desacreditado la balanza presentada por Extremadura, además de declararse sorprendido por la velocidad con que ha hecho pública la suya la Comunidad de Madrid.

Las balanzas de Cataluña y Extremadura, opuestas

Como muestra de los resultados "absolutamente dispares" de que ha hablado De Santamaría, el caso más claro es comparar la balanza presentada por Extremadura con la que ha hecho pública hoy Cataluña.

Para el ejecutivo autonómico extremeño, su comunidad es la décima que más ingresos recibe del sistema de financiación, mientras que Cataluña es la primera. Para la Generalitat, en cambio, Cataluña es el tercer territorio que más aporta al sistema, y el décimo a la hora de recibir.

Los dos presidentes autonómicos involucrados, de hecho, se han cruzado declaraciones este viernes. El extremeño, José Antonio Monago (PP) ha criticado "el estado de insatisfacción permanente" en el que, a su parecer, están instalados "algunos políticos catalanes". Mas lo ha replicado limitándose a decir que "la ignorancia es muy atrevida".

En los pasados días, el consejero de Economía y Conocimiento, Andreu Mas-Colell, ya calificó de "despropósito completo" los datos aportados por Extremadura, mientras que el primer secretario del PSC, Pere Navarro, consideró que las balanzas no tienen que ser ni "una Biblia" ni una "arma que se arrojen entre ellas las CCAA".

Feijóo: el que importa es el coste de los servicios

El presidente de la Xunta de Galicia, Alberto Núñez-Feijóo (PP), por su parte, opinó que "no tiene sentido" presentar balanzas fiscales "parciales", y que lo único que se tiene que tener en cuenta es "el coste de los servicios públicos" para cada ciudadano, independientemente de dónde viva.

Desde la Comunidad de Madrid, su consejero de Economía y Hacienda, Enrique Ossorio (PP), criticó los datos extremeños, opinando que no se trataba "realmente" de una balanza fiscal, sino de datos económicos. También señalaba que el sistema de financiación no tiene que estar "condicionado" por las balanzas.

Finalmente, algunas CCAA, como la Comunidad Valenciana o Andalucía, han declinado entrar en la polémica, y no han publicado ninguna balanza fiscal propia.