"Los puentes del diálogo no se han roto nunca del todo"

Mas espera "una oferta" del Gobierno

"No podemos impedir que el Estado español algún día reaccione en positivo y haga una oferta al pueblo de Cataluña de encaje constitucional nuevo, o de blindaje competencial, o de respeto escrupuloso al tema educativo y lingüístico, o de pacto fiscal. No hay mucha previsión de que lo haga. Pero imaginemos que lo llega a hacer. Nosotros queremos escuchar, nos interesa la opinión del Estado español", reconoce en una entrevista.

5 min
El presidente de la Generalidad, Artur Mas
Redacción
Domingo, 2.03.2014 04:43

El presidente de la Generalidad, Artur Mas, asegura que "no ha pasado del todo" el tiempo para que el Gobierno le haga una oferta frente a su apuesta independentista, aunque advierte de que esa propuesta -en caso de que se hiciese- debería ser votada en Cataluña mediante una consulta o un referéndum. Así se ha posicionado en una entrevista publicada este domingo por el diario Ara.

"No podemos impedir que el Estado español algún día reaccione en positivo y haga una oferta al pueblo de Cataluña de encaje constitucional nuevo, o de blindaje competencial, o de respeto escrupuloso al tema educativo y lingüístico, o de pacto fiscal. No hay mucha previsión de que lo haga. Pero imaginemos que lo llega a hacer. Nosotros queremos escuchar, nos interesa la opinión del Estado español", ha señalado.

"Si hay oferta, no la podemos rechazar", ha añadido, y ha asegurado que se debería "valorar". ¿Cómo? "La mejor forma es en las urnas, al lado de la [consulta independentista] que hemos acordado la mayoría de los partidos. Pero en este proceso no actuaré solo", ha explicado.

"Los puentes del diálogo no se han roto nunca del todo"

Mas ha reconocido que "hay diálogo" con el Gobierno. "Los puentes de diálogo no se han acabado de romper nunca del todo, aunque en algunos momentos han quedado interrumpidos. Ahora estamos en esa fase de interrupción, de desconexión del diálogo por parte de ellos", ha indicado.

"Si todavía hay alguna cosa que hacer en esto del encaje, ahora les toca hacer a ellos [al Gobierno]. Llevamos cien años con diferentes opciones catalanistas, desde Cambó a Montilla, pasando por ERC, la Lliga, CiU, el PSC con ICV. [...] No sé qué más podemos hacer para demostrarles que queremos vivir en el Estado español pero de forma diferente, a nuestra manera. Si lo llegan a entender, han de reaccionar. Mientras ellos no hagan, nosotros hemos de seguir nuestro camino, que lo tenemos trazado", ha subrayado.

"Habrá" consulta "de una forma u otra"

En lo que sí se ha mantenido enrocado el líder nacionalista es en que, de una forma u otra, "habrá" consulta secesionista, a pesar de que el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha asegurado que no es posible celebrar un referéndum que rompe la soberanía nacional:

"Tiene forma de intentarla impedir, de poner problemas, de poner palos en las ruedas, de poner obstáculos en el camino, incluso alguna roca grande, pero en algún momento, de alguna forma se acabará expresando la sociedad catalana en las urnas. De una forma u otra los catalanes decidiremos lo que queremos de cara al futuro de forma democrática y pacífica. Eso no lo podrán evitar".

En ese sentido, ha reiterado que convocará la consulta para el 9 de noviembre aunque, preguntado sobre si se celebrará, se ha limitado a decir: "Espero que sí".

"Esta gran partida catalana se juega ante el mundo"

Mas ha instado a "aparecer ante la comunidad internacional como aquella gente que hace las cosas bien hechas" porque "este concepto es básico ante el mundo, que es donde se juega finalmente esta gran partida catalana".

Por ello, los pasos que está dando deben servir para que no se pueda decir que desde la Generalidad "no se hizo todo lo que estuvo a nuestro alcance para intentar acordar este procedimiento con el Estado español".

Y ha insistido en que, fijando una fecha y dos preguntas para un referéndum independentista, "Cataluña no plantea una amenaza al Estado, sino un reto democrático; y en el fondo le está diciendo a España: ¿Queréis escucharnos? Vosotros que tanto decís que nos apreciáis, que nos queréis, que nos respetáis, eso que decís cada día, ¿cómo se puede apreciar, respetar, estimar a alguien si ni tan solo le quieres oír?".

"Ignorancia, incomprensión, intolerancia e intransigencia"

En relación a la resolución aprobada este jueves por el Congreso instando al Gobierno a adoptar "cuantas medidas le permita el ordenamiento jurídico, para preservar la unidad de España", Mas ha señalado que "esto es el 'Santiago y cierra España', la unidad de destino en lo universal" porque "el ordenamiento jurídico permite suspender la autonomía catalana", algo que "se podrían llegar a plantear".

Según el presidente autonómico, desde el Gobierno se ha actuado con una "secuencia": "Ignorancia, incomprensión, intolerancia e intransigencia".

Mas ha descartado cualquier "rol activo" por parte del Príncipe Felipe para mediar en la situación actual, porque sus "funciones" están limitadas por la Constitución "y no puede ir más allá".

También ha criticado la posición los dirigentes de la Unión Europea: "Se alejan tanto como pueden de todo eso. Escuchan, se interesan, pero dicen que sigue siendo un asunto español y que se han de entender en el marco de la Constitución [porque] que Cataluña se convierta en un Estado independiente para ellos es un problema".

Sin embargo, ha augurado que la UE verá que "la consecuencia lógica es que de alguna forma esta gente [los catalanes] se tendrá que poder expresar". Y ha asegurado que con la secesión "no hay división", sino "una forma diferente de vivir en la casa común que queremos que sea esta Europa".

Comentar