godó renunció a la compra

Prensa Ibérica ultima la adquisición de Grupo Zeta

El holding de Javier Moll negocia con los acreedores del grupo de Asensio para ultimar la adquisición de El Periódico de Cataluña, Sport, Córdoba, Mediterráneo, El Periódico de Aragón y El Periódico de Extremadura.

2 min
Redacción
Viernes, 21.03.2014 10:32

Prensa Ibérica, el holding liderado por Javier Moll, negocia con los acreedores del Grupo Zeta para ultimar la adquisición de El Periódico de Cataluña, Sport, Córdoba, Mediterráneo, El Periódico de Aragón El Periódico de Extremadura

Por tercera vez desde 2008, y según fuentes recogidas por Economía Digital, Moll ha mostrado su intención de adquirir dichas cabeceras regionales, toda vez que el presidente de Zeta, Antonio Asensio Mosbah, ha manifestado en reiteradas ocasiones que quiere desprenderse del grupo para ocuparse de otros negocios, habida cuenta de que, por lo demás, los ajustes aplicados en Zeta y la crisis en el sector han abaratado la compañía.

En este sentido, la de Moll se perfila como la oferta sobre Zeta con mayores posibilidades de prosperar, puesto que el Grupo Godó ha renunciado finalmente a tomar el control de la empresa de Asensio. A diferencia de en ocasiones anteriores, las negociaciones entre Prensa Ibérica y Grupo Zeta están en fase avanzada y cuentan, según Economía Digital, con la participación de representantes de los acreedores.

Desinversión en revistas del grupo

Zeta firmó en 2008 un crédito sindicado con varias entidades financieras para afrontar la crisis del sector y el descenso de sus publicaciones. Dicho compromiso alcanzó la cifra total de 230 millones de euros y una serie de actuaciones en la gestión tendentes a reducir el endeudamiento durante cinco años.

El grupo se desprendió asimismo de varios activos, como plantas de impresión o cabeceras diarias. El pasado verano, los 17 bancos participantes refinanciaron la deuda para un plazo de otros cinco años, pero con una disminución notable: la operación se suscribió por unos 100 millones de euros, según divulgó el propio grupo editorial.

Moll estaría dispuesto a asumir ese volumen pendiente, pero solicita que la banca acreedora le mantenga y traslade las condiciones e, incluso, que apoye la reconversión pendiente del grupo (desinversión en revistas) para garantizar el futuro de las cabeceras que interesa asociar a su grupo editorial.

La ganancia de Asensio estribaría en que con la venta quedaría liberado del pasivo de Zeta y de las deudas que mantienen sus negocios audiovisuales con el grupo editorial. Por su parte, Moll, que ya dispone de 16 cabeceras diarias impresas y es propietario en Cataluña de Diari de Girona y Regió-7, podría elevar su cuota de mercado al nivel que ocupa en otras CCAA.