"es más fácil la independencia"

Forcadell rechaza una reforma de la Constitución que vea a "todos igual" porque Cataluña tiene que "preservar su identidad"

"En Cataluña ya hay una mayoría favorable a un Estado propio que se incrementa día a día", ha asegurado la presidenta de la ANC, quien proclama que esa es la única "opción", "lo mejor" para Cataluña. El candidato de ERC a las europeas advierte, no obstante, que "Europa no está demasiado a favor de declaraciones unilaterales".

3 min
La presidenta de la ANC, Carme Forcadell
Redacción
Domingo, 20.04.2014 17:21

La presidenta de la Assemblea Nacional Catalana (ANC), Carme Forcadell, ha defendido este domingo que es "más fácil" conseguir la independencia de Cataluña que poner en marcha una reforma de la Constitución en clave federal, y ha advertido de que, en cualquier caso, tampoco se conformaría con una federalismo que abogue por "el todos igual".

Es "inviable", ha declarado Forcadell en una entrevista para Efe en referencia a la propuesta de reforma constitucional del PSOE, porque "no cuenta con los apoyos suficientes". "Es más fácil la independencia porque sólo depende de la voluntad de los catalanes", ha dicho complacida y segura de que "en Cataluña ya hay una mayoría favorable a un Estado propio que se incrementa día a día".

"Ni siquiera se puede asegurar que dentro del PSOE haya consenso para impulsar un Estado federal", ha afirmado quien, por lo demás, ya ha dejado claro en otras ocasiones que su apuesta unívoca es por la secesión de Cataluña. "Ni uno ni otro partido reconocen el derecho a decidir de los catalanes", ha protestado la líder de la ANC.

"Lo mejor es un Estado propio" 

En efecto, Forcadell ha puesto de manifiesto que no acepta ni siquiera un federalismo de tipo simétrico que se sustente en la premisa del "todos igual". "Cataluña se vería igualmente obligada a buscar su independencia para preservar su identidad", ha alertado.

Con tal enfoque, Forcadell ha declarado que, incluso, la opción del "sí" y "no" -del eventual referéndum tal y como ha sido formulado unilateralmente por las fuerzas políticas del Parlamento autonómico defensoras del llamado "derecho a decidir"- es una apuesta "muy minoritaria" de la sociedad catalana, con lo cual, según ella, el triunfo de la opción "sí" y "sí" es "más probable".

Para sustentar lo anterior, Forcadell arguye que "la gente tiene la percepción de que con esta opción [sí-no] todo seguiría igual, ya que no hay ninguna propuesta federal viable por parte del Estado que conlleve un encaje aceptable de Cataluña". Así, la presidenta de una entidad privada envuelta en una seria polémica, y cuyo personalismo ya empieza a hacer mella en el seno del colectivo, se ha arrogado una última palabra que, en el fondo, no es tal. "Lo mejor es un Estado propio", ha sentenciado.

"Europa no está a favor de declaraciones unilaterales" 

Y no es tal ni está tan claro el modo de lograr el sueño separatista porque, por lo pronto, este mismo domingo, el candidato de ERC a las elecciones europeas, el independentista Josep Maria Terricabras, ha declarado, en evidente contradicción con respecto a los postulados que defiende la ANC en su hoja de ruta, que "Europa no está demasiado a favor de declaraciones unilaterales" de independencia.

Jarro de agua fría de uno de los propios componentes del proyecto separatista que, además, ha dejado dichas cosas como que "no cojamos como modelo el de Kosovo. Cada caso es cada caso y se intenta resolver según como se presenta". "Se tiene que agotar la otra solución, la que no aparece como declaración unilateral", ha advertido Terricabras.

En cualquier caso, el catedrático de Filosofía, quien, por lo demás, ha instado en otras ocasiones a "forzar la ley" y a presionar al Parlamento Europeo para que el proyectado referéndum pueda celebrarse, ha esgrimido la "ley de consultas" catalana como mecanismo, igualmente unilateral, para convocar el referéndum secesionista.