"España no se discute"

Ultraderechistas asaltan el balcón del Ayuntamiento de Cardedeu

Colocan una pancarta con el lema "España no se discute, España se defiende", y las siglas de La España en Marcha, que ha sido retirada a continuación, aun de madrugada. También se ha retirado la bandera española que habían colocado los activistas ultraderechistas

2 min
Pancarta colocada por activistas ultraderechistas en el balcón del Ayuntamiento de Cardedeu
Redacción
Jueves, 15.05.2014 20:49

Nuevo episodio de crispación política en Cataluña, y otra vez con el balcón de un ayuntamiento como protagonista. 15 días después de que quemaran la bandera española del Ayuntamiento de Terrassa, ahora individuos de extrema derecha han colgado una enseña espanola y una pancarta que también llevaba incorporada la rojigualda en el balcón del Ayuntamiento de Cardedeu (Barcelona), en una acción aplaudida -y casi reivindicada- por La Falange.

Según explica la propia formación ultra en un comunicado, el asalto lo han llevado a cabo la pasada madrugada "activistas de La España en Marcha" -que agrupa a formaciones como Falange, Democracia Nacional, Alianza Nacional y el Nudo Patriota Español, y que ya protagonizó el ataque a la librería Blanquerna de Madrid durante el pasado 11 de septiembre-.

La pancarta, con el lema "España no se discute, España se defiende", y las siglas de La España en Marcha, ha sido retirada a continuación, aun de madrugada. También se ha retirado la bandera española que habían colocado los activistas ultraderechistas. Y, de hecho, esta es la motivación que han encontrado los asaltantes para su ataque.

Las razones de los 'ultras'

"El ayuntamiento de Cardedeu lleva años desobedeciendo voluntariamente la ley, motivado por su enfermizo odio hacia España, sin que las autoridades hagan nada", afirma La falange en su comunicado, aludiendo a que el consistorio de Cardedeu ha desobedecido la ley que obliga a izar la bandera española en un lugar visible en la fachada de los Ayuntamientos.

De hecho, durante 2012, la delegada del Gobierno en Cataluña, María de los Llanos de Luna, exigió al menos en dos ocasiones al consistorio que cumpliera la ley, a lo cual este se opuso aduciendo que la fachada estaba en proceso de reformas.

"Por este motivo, verdaderos catalanes han devuelto, aunque sea durante unas horas, no sólo la legalidad, sino la dignidad de un pueblo que se rebela contra la tiranía separatista", concluye la formación ultraderechista.

Comentar