ERC avala los nuevos recortes de CiU en el ámbito de la asistencia hospitalaria

ERC sale al rescate de CiU y rechaza una moción de C's, PSC e ICV-EUiA que instaba a la Generalidad a no recortar los 60 millones de euros adicionales que la Consejería de Salud tiene previstos en asistencia hospitalaria pública y concertada hasta final de año.

3 min
Oriol Junqueras saluda a Artur Mas, tras el pasado Debate sobre Política General en el Parlamento autonómico
Redacción
Viernes, 11.07.2014 16:11

CiU y ERC se han unido este viernes para rechazar una moción presentada en el Parlamento autonómico de Cataluña por Ciudadanos, PSC e ICV-EUiA que instaba a la Generalidad a no recortar los 60 millones de euros adicionales que la Consejería de Salud tiene previstos en asistencia hospitalaria pública y concertada hasta final de año.

La enmienda censurada por CiU y ERC solicitaba implementar de forma inmediata un nuevo "plan de gestión estival de recursos sanitarios" para garantizar que, una vez acabado el verano, se volviese a disponer de "los recursos asistenciales existentes" al principio del mismo.

Los recursos asistenciales sanitarios que se debían garantizar hacían especial referencia a las urgencias y a las camas de hospitalizaciones médicas y quirúrgicas. Además, se pedía de forma explícita "la garantía de la misma disponibilidad económica centro por centro que en 2013, sin tener que disminuir 60 millones de euros, que ha de permitir la contratación del personal necesario y hacer la actividad médica y quirúrgica necesaria durante el verano".

"Garantizar que no haya nuevos recortes en los hospitales"

La diputada autonómica de Ciudadanos Carme Pérez ha lamentado que "CiU y ERC hayan dejado la puerta abierta a nuevos recortes en la sanidad pública catalana al no ratificar el compromiso del consejero de Salud, Boi Ruiz, de no recortar más en este sector".

Núria Segú (PSC) ha defendido que se trataba de una enmienda para hacer frente a una "situación de emergencia" que habría servido para confirmar que los hospitales públicos contarán con los mismos recursos que el año pasado, sin ningún recorte presupuestario, para evitar su colapso y para evitar que los centros deban asumir el déficit de 2013.

Desde ICV-EUiA, Marta Ribas ha defendido que el objetivo de la enmienda solo buscaba "garantizar que este año no haya nuevos recortes en los presupuestos para los hospitales, que no habrá un recorte de 60 millones de euros más en las cuentas de este año".

ERC y CiU hacen piña

Sin embargo, la diputada autonómica de ERC Alba Vergés ha justificado la oposición de su partido señalando que "no se pudo asumir toda la actividad con el presupuesto asignado el año pasado y por eso luchamos por unos presupuestos mejores", pero "se pide intentar no incurrir en déficit".

Mientras que Begonya Montalban (CiU) ha sostenido que la enmienda sobre los 60 millones "está fuera de contexto" y se ha limitado ha apuntar que el déficit crónico que sufre la sanidad autonómica es fruto de la mala gestión del tripartito, de la caída de las aportaciones por parte del Gobierno y de la crisis económica.

Comentar