La Comunidad Valenciana y Murcia, las peor financiadas

Las balanzas fiscales del Gobierno ratifican que Cataluña no está infrafinanciada

Las cuentas públicas territorializadas que presentará este miércoles el Gobierno refutan los mensajes lanzados por la Generalidad. Tanto Cataluña como la Comunidad de Madrid tienen un nivel de financiación muy cercano a la media de las CCAA "según el ratio de competencias homogéneas por habitante ajustado en 2011".

2 min
El economista investigador del CSIC Ángel de la Fuente
Redacción
Martes, 22.07.2014 18:05

Cataluña no está infrafinanciada. Así lo demuestran las balanzas fiscales elaboradas por el Gobierno que serán presentadas mañana, según avanza este martes el diario Abc.

El informe, que ha sido coordinado por el economista Ángel de la Fuente -director de la Fundación de Estudios de Economía Aplicada (FEDEA) e investigador del CSIC-, refleja que tanto Cataluña como la Comunidad de Madrid tienen un nivel de financiación muy cercano a la media de las CCAA "según el ratio de competencias homogéneas por habitante ajustado en 2011".

Según De la Fuente, "en las balanzas fiscales que se han realizado con criterio de caja en base a los datos de 2011, se mantiene que desde el punto de vista técnico el actual sistema de financiación regional es injusto porque en el sistema de régimen común hay una diferencia de hasta 30 puntos en el nivel de financiación entre la mejor financiada, que serían Cantabria y La Rioja, con 120 puntos, siendo la media 100, y Valencia, que estaría en un nivel 92". Murcia sería la segunda Comunidad peor financiada, con 94 puntos.

Además, advierte de que, si se incluyeran a las Comunidades forales, esto es, el País Vasco y Navarra, esta diferencia sería aún mayor.

Se incluyen factores como la edad de la población y la dispersión geográfica

La metodología de las cuentas públicas territorializadas por el método de la carga-beneficio -que es la que utiliza en el informe- incluye como novedad un reparto de fondos por habitante ajustado, es decir, que tiene en cuenta factores como la edad de la población y la dispersión geográfica.

De esta forma se pretende analizar el acceso de todos los ciudadanos españoles a unos servicios mínimos garantizados en educación, sanidad y servicios sociales.

En todo caso, De la Fuente defiende que "las balanzas no son determinantes a la hora de diseñar el nuevo esquema de financiación, ya que todos los ciudadanos deben tener derecho a los mismos servicios mínimos, vivan donde vivan".

Comentar