Revista de prensa

El bisturí de Porta Perales y el regreso del laportismo

El columnista disecciona en Abc los mecanismos de "colonización interior" del nacionalismo. El Rey en la Pascua Militar: "Mandar es servir". Messi dinamita el vestuario azulgrana y el laportismo afila sus armas.

9 min
Pablo Planas
Miércoles, 7.01.2015 09:49

"Mandar es servir" dice el Rey Felipe VI en la Pascua Militar. Viste el traje de gala de la Armada y es portada en todos los diarios salvo el Ara y El Punt-Avui. Acto de gran boato, estricta etiqueta y calidad institucional al que asiste la Reina Doña Letizia con un modelo ceñido y de color azul cobalto que recibe las alabanzas de los guardianes del gusto. Hace exactamente un año comenzó una de las operaciones más complejas de la democracia en España, el relevo en la Corona. La conclusión general es que ha sido un éxito que ha recuperado la imagen de la monarquía y la confianza en la estabilidad institucional de un país al que le aprietan las costuras.

La España oficial rezuma optimismo. La caída en picado del precio del crudo, las elecciones en Grecia, la situación en Rusia, la guerra en Siria, la pujanza del dólar, China, los emergentes y las bolsas componen el paisaje mundial de la incertidumbre, la volatilidad y el máximo riesgo. Aquí, en cambio, comienzan a cuadrar las cifras y el término de uso obligado es "recuperación". De confirmarse en plenitud y alcanzar a la ciudadanía cambiaría la cartografía política nacional.

Por el momento, la cuestión catalana sigue varada en el intercambio de golpes entre Artur Mas y Oriol Junqueras, pesos pesados de características contradictorias. Mas, más enjuto, encaja los directos de Junqueras sin alterar el rictus. Fajador nato. Junqueras es Foreman en su reaparición en los noventa, después de ser pastor y antes de meterse a cocinero de teletienda. El bueno de George mantenía el plomo en los puños, pero bastaba con echarle el aliento para tumbarlo. Junqueras se queja de que Mas le clava los pulgares en los ojos, astucia sobre lo que nada objetan las reglas del "London Price Ring Rules".

Según Toni Bolaño en La Razón, la cuestión no sólo radica en que Mas quiera diluir CDC en una "marca blanca" con independientes, sino en que además pretende que ERC no lleve susodichos en la lista. Raúl del Pozo, en la contraportada de El Mundo se expresa en los mismos términos, si bien en sentido más amplio: "Los nuevos políticos hacen las listas buscando marcas blancas y personas independientes, porque son conscientes de las calamidades públicas que causó el odio de partidos y 'la rabia del entusiasmo', especialmente entre los que fingían reñir mientras dividían tarjetas y ropones. Le habían llamado, por error, izquierda a la socialdemocracia y derecha al centro, cuando la derecha y la socialdemocracia han terminado pareciéndose tanto que, posiblemente, volverán a repartirse el roscón y la crema".

Destaca en Abc la Tercera de Miquel Porta Perales, valedera para la comprensión de determinados fenómenos colectivos en Cataluña: "El aprendizaje conductista nacionalista no prepara ciudadanos para responder a situaciones concretas, sino que prepara creyentes para responder –opinar y actuar: «derecho a decidir» y «queremos votar»– en función de los estereotipos y prejuicios recibidos. Por decirlo a la manera de Eric Hobsbawm, un ejercicio de ingeniería social deliberada. Karl Deutsch hablaría de «un grupo de personas unidas por una antipatía común respecto de su vecinos». Segunda conclusión. El éxito –relativo: un tercio del censo– del aprendizaje y adoctrinamiento nacionalistas pone al descubierto la existencia de un proceso de colonización interior en Cataluña. Un proceso –cultural, emocional, ideológico y político– que no solo busca la hegemonía nacionalista en la Cataluña autónoma, sino –eso es la independencia– la minoración y extranjerización de una parte de la ciudadanía. Un proceso que obedece, asimismo, a las aspiraciones de élites locales que persiguen ventajas competitivas en el mercado mundial de recursos simbólicos, políticos y económicos. Una cuestión de poder".

A corto plazo, el proceso registra movimientos en el campo contrario. Entre los trascendidos de la Pascua Militar, Àlex Gubern, en Abc signa el retorno del museo militar a Barcelona. Escribe Gubern: "Cinco años después del cierre del Museo Militar de Barcelona en el castillo de Montjuïc, el Ejército anunció ayer su intención de reabrir una instalación de similares características en esta ciudad, aunque no en el recinto de la antigua fortaleza –cedida al Ayuntamiento de la ciudad–, sino en la sede de la Subinspección General Pirenaica, más conocido como el edificio del Gobierno Militar de Barcelona, situado frente a la plaza de Colón. Así lo confirmó ayer el inspector general del Ejército, Ricardo Álvarez-Espejo, en su discurso con motivo de la celebración de la Pascual Militar en el Palacio de la Capitanía de Barcelona, en un acto que contó con la presencia de la delegada del Gobierno en Cataluña, Llanos de Luna, así como mandos de la Guardia Civil, la Policía Nacional y los Mossos d’Esquadra".

Y a día de hoy, según explican Carlos E. Cué y Pere Ríos en El País, "Mariano Rajoy sellará en Andorra, en una visita oficial de dos días que comienza este miércoles, un convenio que incluye un sistema automático de intercambio de información fiscal entre el Principado y España. Esto dificultará en el futuro los fraudes de los españoles que llevan allí su dinero para ocultarlo al fisco español, cuyo exponente más conocido es Jordi Pujol, que confesó haber mantenido oculta allí durante 34 años una importante fortuna. La Moncloa insiste en desvincular el viaje de Rajoy, el primer presidente español que visita oficialmente el Principado, del caso Pujol, pero lo cierto es quee los impuestos y larelación entre las Agencias Tributarias de los dos países serán el gran protagonista del viaje. Tanto es así que a Rajoy le acompañará Cristóbal Montoro, ministro de Hacienda, y el secretario de Estado del ramo, Miguel Ferre".

Prosiguen Ríos y Cué: "La firma del convenio de doble imposición —que facilitará a los empresarios andorranos hacer negocios en España con menos impuestos y viceversa— y la rueda de prensa conjunta entre Rajoy y el jefe del Gobierno andorrano, Antoni Martí, son los platos fuertes de una visita a la que La Moncloa quiere dar normalidad pero que tiene un trasfondo político muy evidente en pleno escándalo del caso Pujol".

En La Vanguardia, Iñaki Ellakuría, desvela el estado de ánimo de Ciudadanos y los próximos pasos del partido: "Cutadans (C’s) siente que ya ha alcanzado la madurez. El proyecto que afloró como un modesto pero combativo movimiento de reacción al nacionalismo catalán, formado principalmente por personas alejadas de la órbita socialista con el primer tripartito, va camino de convertirse tras las municipales y autonómicas de mayo en un partido de ámbito español. Dar el salto a la política nacional es uno de los objetivos que se ha marcado para el 2015 Albert Rivera. El líder de C’s ha explorado en los últimos años el terreno con la plataforma Movimiento Ciudadano –70.000 simpatizantes– y gracias a su presencia habitual en los platós televisivos, ágoras posmodernos que encumbran los nuevos liderazgos, ha logrado colocarse en los sondeos como uno de los políticos mejor valorados en España. Al margen del tirón mediático de su líder, la primera prueba de carga para C’s llegó en las europeas: obtuvieron dos eurodiputados y un inesperado número de votos en Madrid, lo que reforzó su planes de crecimiento".

Añade y advierte Ellakuría: "Aún así, admiten las dificultades de su apuesta en un momento en el que Podemos seduce parte del voto del descontento. También el riesgo de perder fuelle en Catalunya –donde optan a ser tercera fuerza– al tener que batallar en múltiples frentes con una estructura y un presupuestos muy limitados. Dudas que la dirección de C’s responde, a modo de acicate, señalando que “el momento histórico y las ganas de cambio en España exigen ambición y riesgo”".

En el diario Ara subrayan en exclusiva que Mas reforzará la representación catalana en Bruselas con el nombramiento como responable de la delegación de la Generalidad en Bruselas de Amadeu Altafaj, alto funcionario comunitario que fue corresponsal del Abc en la citada capital. Sin embargo, la verdadera sustancia de los periódicos catalanes está el affaire Messi/Luis Enrique. El futbolista se muestra enfadado con el entrenador, cuyo gesto autoritario desagrada en el vestuario y en una parte de la directiva, que además pide elecciones a Bartomeu. El laportismo ya está de vuelta.

Cultura: José C. Vales ha ganado el premio Nadal con la novela "Cabaret Biarritz"; Andreu Carranza el Pla con una biografía novelada de Jacint Verdaguer.

7 de enero, San Raimundo de Peñafort, Canuto, Ciro y Crispino.