El autor del Monumento a la Independencia de Arenys de Munt dice que no ha cobrado

El constructor de las cuatro barras de hierro gigantes -simulando una estelada- que se inauguraron en septiembre de 2010, Pep Solé, denuncia que todavía le deben 45.000 de los 56.000 euros que costó la obra, un homenaje a la primera consulta independentista. El Ayuntamiento -de ERC- asegura que la comisión promotora del monumento se lo donó, por lo que rechaza asumir el pago. Solé amenaza con acciones legales.

3 min
Monumento a la Independencia de Arenys de Munt
Redacción
Sábado, 7.02.2015 12:04

El creador del Monumento a la Independencia de Arenys de Munt, Pep Solé, todavía no ha cobrado la mayor parte de la obra -que se inauguró hace más de cuatro años- y no descarta iniciar acciones legales contra el Ayuntamienot o contra la comisión que le encargó el trabajo.

Así lo ha anunciado en declaraciones a Ràdio Arenys, en las que ha asegurado que todavía le faltan por cobrar 45.000 de los 56.000 euros que costó la escultura, y de los que ahora nadie parece querer hacerse cargo.

Cuatro enormes barras de hierro simulando una estelada

El monumento -situado a las afueras de la localidad barcelonesa- consiste en cuatro enormes columnas de hierro. La más alta es de 15 metros de altura y tiene una estrella en la parte superior, simulando de esta forma una estelada. Junto a las cuatro barras se sitúa una gran piedra de diez toneladas en forma de 'A', como referencia al nombre de la población.

La piedra fue modelada por el escultor Jaume Rodri, ex diputado autonómico y ex concejal de ERC, mientras que las vigas fueron construidas por Solé.

Homenaje a la primera consulta independentista

El monumento fue inaugurado el 12 de septiembre de 2010, con motivo del primer aniversario de la consulta independentista realizada en Arenys de Munt. Esta consulta fue la primera de las 554 que se realizaron por toda Cataluña hasta abril de 2011, organizadas por entidades privadas pero con el apoyo de las administraciones públicas, que registraron una participación media del 18%.

El conjunto monumental acoge habitualmente actos independentistas y otras celebraciones, como bodas. En su momento, una comisión popular se encargó de promover la construcción de la obra, y la idea era sufragar su coste mediante donaciones de ciudadanos y de empresas privadas.

Solé critica a los promotores y al Ayuntamiento

Solé ha asegurado que en 2009 firmó un contrato con el entonces alcalde, Carles Móra (AM200-Reagrupament), y con miembros de la entidad local Ateneu Independentista, en el que se hacían cargo del pago. Pero posteriormente el Ateneu donó el monumento al Ayuntamiento, y este -presidido por Joan Rabasseda (ERC)- dice ahora que no tiene por qué hacer frente al coste de la obra.

"Esta donación al Ayuntamiento se realizó a mis espaldas, yo no sabía nada, pero supongo que se hizo con buena voluntad ya que la idea era recoger dinero con los diferentes encuentros que se iban a celebrar; pero, claro, no se puede dar una cosa que no es tuya porque si no está pagada no la puedes dar al Ayuntamiento. También pienso que el Ayuntamiento no tenía que haberlo aceptado hasta que el monumento estuviera pagado", ha lamentado el autor.

El Consistorio rechaza hacerse cargo del coste porque fue una donación

Solé dice haber mantido reuniones con representantes del Consistorio para llegar a un acuerdo, sin éxito de momento. "Si no lo paga el Ayuntamiento tendré que ir contra la gente que firmó el acuerdo", ha advertido.

El concejal de Economía de la localidad, Josep Sánchez (ERC), explicó en el último pleno que es "una situación desagradable que el constructor todavía no haya cobrado", pero aseguró que se buscarán "alternativas legales para poder pagarlo". En todo caso, señaló que el Consistorio no tiene obligació legal de asumir el coste del monumento porque fue donado por el Ateneu.

CRÓNICA GLOBAL se ha puesto en contacto con la comisión promotora de la construcción del monumento pero han declinado hacer declaraciones sobre el contencioso.

Comentar