Revista de prensa

El chiste de las "relocalizaciones" y Forrest Mas

El punk ha muerto. David Fernàndez no se quitó la chancla cuando Mas llamó relocalizaciones a las deslocalizaciones. ¿Oriol? ¿Junqueras? Mas se ríe de los diputados y sólo el PP exige su dimisión.

16 min
Pablo Planas
Martes, 10.02.2015 11:36

Los periódicos de la mañana discrepan sobre la apariencia del presidente de la Generalidad, Artur Mas, al término de la sesión de la comisión Pujol. En la prensa condal, salió medio vivo e incluso indemne. En la capitalina, medio muerto, mucho peor de como entró. Con la buena fe que atribuye a los empresarios que van a pedirle favores, Mas quedó como un inepto que no se entera de nada de lo que pasó, pasa y pasará a su alrededor. Está claro que alguien que dice que a los empresarios que recibe sólo les mueve el altruismo cuando piden que se agilice una "relocalización" no está capacitado para las más elementales tareas porque corre grave riesgo de asfixiarse con la corbata.

Con la misma buena fe que Mas supone a los intermediarios, el presidente de la Generalidad sería un incompetente, un puro marmolillo, alguien muy fácil de torear que fue escalando puestos en la administración a base de no enterarse de nada y caer siempre de pie. Según se desprende del relato escuchado este lunes en el "Parlament", a Mas le hicieron consejero, superconsejero y presidente porque era tan ingenuo que no ssopechaba ni siquiera de su condición de hombre de paja de Prenafeta, Alavedra, Pujol padre y seis pujoles hijos, como mínimo. Dice Mas todo ufano que él sólo responde por su declaración de renta y la de su mujer. Y en vez de exigirle la dimisión inmediata, los diputados le piden que cuente otra vez lo de Liechtenstein.

Es decir, todo un presidente de la Generalidad, el hombre que quiere reinar, el tipo que maneja los hilos del Estado propio, la suma antológica de Ghandi, Luther King, Moisés, Kennedy y Carlomagno, sólo responde por él y señora. ¡Venga ya! Alguien así no es fiable ni para llevar las cuentas de su comunidad de vecinos porque si dice la verdad es un irresponsable confeso. Y si miente, miente.

Eso dice La Vanguardia, que Mas sólo responde por él, no que sea un irresponsable, un mentiroso o un frívolo que llama relocalizaciones a las descolocaciones y David Fernàndez permanece calzado. Josep Gisbert firma la crónica: "Artur Mas sólo responde por él. Personalmente y políticamente. Pero por él y nadie más. Ni por su padre político, Jordi Pujol. Ni por su posible delfín, Oriol Pujol. Y es así como en la comparecencia de ayer en la comisión de investigación del Parlament sobre el fraude y la evasión fiscal garantizó no haber cometido ninguna irregularidad ni en el terreno privado ni en la gestión pública, aseguró no tener ningún conocimiento sobre las supuestas actividades dudosas y la fortuna acumulada por la familia Pujol Ferrusola y se desmarcó claramente de las imputaciones por tráfico de influencias y soborno que pesan sobre el que fuera número dos de CDC. De todo esto ni sabía nada ni tenía intención de saber nada ni tenía, argumentó, por qué saber nada".

Prosigue Gisbert: "Era la primera vez que un presidente de la Generalitat comparecía en una comisión de investigación, y lo hizo arropado por la vicepresidenta del Govern, Joana Ortega, el conseller de Presidència, Francesc Homs, y la plana mayor de CDC. Una sesión, de casi cinco horas de duración, en la que estuvieron presentes los líderes de todas las formaciones a pesar de no ser miembros de la comisión –Miquel Iceta (PSC), Alicia Sánchez-Camacho (PP), Joan Herrera (ICV-EUiA) y Albert Rivera (C’s)–, a excepción de Oriol Junqueras, en una clara muestra de la voluntad de ERC, aun habiendo forzado la comparecencia, de no tensar más la cuerda con CiU. La sesión se preveía tensa, pero Mas impuso un buen tono, aunque no estuvo exenta de algún momento de crispación, en especial por parte de la presidenta del PP en Catalunya, que fue la única que como conclusión de la sesión pidió la dimisión de Artur Mas como presidente de la Generalitat".

¿A quién se le ocurre? Pedir la dimisión de Mas. ¡Qué barbaridad! Lo que hay que pedirle es que reciba a los amigos, lo que sin duda fomenta el empleo al menos en el sector de los intermediarios, comisionistas, correveidiles y simpatizantes. Lo dijo varias veces. "Yo recibo a quien me lo pide". President, recíbanos, denos una oportunidad, una entrevista, algo...

El editorial de La Vanguardia es de la cuerda de la botella medio llena: "Pese a la concreción e incluso la aspereza de muchas de las preguntas formuladas, el president insistió en que no había cometido irregularidad alguna y salió sin graves percances de la incómoda comparecencia. Por más que quedara flotando en el aire el comentario de alguno de los ponentes, expresando su incredulidad ante el hecho de que una persona de la inteligencia y la preparación de Mas pudiera ignorar tantos y tan graves episodios que se desarrollaron a su alrededor. La impresión que le queda al ciudadano tras la comparecencia de ayer es que su utilidad fue limitada. Sin embargo, es bueno que en democracia los mandatarios rindan cuentas. A poder ser, sin que ello dependa del capricho o la conveniencia de ciertas fuerzas políticas. Porque la recua de casos de corrupción registrados en Catalunya y en España durante los últimos años exige otro tipo de escrutinio de la gestión pública, más regular y estricto, hasta conseguir la imprescindible y completa higienización del sistema político".

A modo de contraste, la crónica de El País, que firman Pere Ríos y Miquel Noguer: "Sus explicaciones aportaron pocos datos novedosos a los ya conocidos, aunque sí desveló dos detalles. El primero, que conoció la confesión que iba a realizar Jordi Pujol el mismo día que se produjo, el 25 de julio de 2014. Fue en un encuentro celebrado a las ocho de la mañana en la sede de Convergència, en Barcelona. Mas pidió a su padre político que esperase hasta la tarde para realizar la confesión, porque ese mismo día el partido iba a anunciar una remodelación de su dirección tras la marcha de Oriol Pujol, hijo del expresident. “Lo supe el mismo día, y no le pedí que lo ocultara a pesar del daño que esto podía causar y ha acabado causando tanto al partido como a la Generalitat, como al país entero y a mí mismo”, dijo".

Prosigue el texto: "El segundo dato tenía que ver con lo que ocurrió unos días antes de la confesión, el 7 de julio, cuando el diario El Mundo publicó las cuentas en Andorra de diversos miembros de la familia Pujol. Mas asegura que pidió al expresident que lo desmintiera y Pujol le respondió que ya le diría alguna cosa. Mas también aseguró que la Agencia Tributaria de Cataluña “actuó por escrito” a los pocos días de la confesión de Pujol y que el expediente sigue abierto. “Una cosa son las consecuencias de la confesión de Jordi Pujol y otra las causas. Yo noto las consecuencias en mis propias carnes, pero insisto en que las causas no tienen nada que ver conmigo, ni con el partido ni la Administración”, insistió".

Pobrecico president que nota las consecuencias y no ha hecho nada. En el Abc, María Jesús Cañizares y Àlex Gubern subrayan la teoría de Mas sobre la vocación pública de los Pujol. Escriben: "El hijo político de Jordi Pujol nada supo de comisiones por adjudicación de obra pública ni movimientos de dinero en paraísos fiscales. Y pese a tener cargos de máxima responsabilidad durante el mandato del expresidente, Artur Mas sostiene que solo tuvo constancia de «comentarios, nunca de pruebas», sobre el supuesto enriquecimiento de la familia Pujol-Ferrusola con fondos públicos. Incluso justifica que seis miembros de esa saga realizara trabajos para la Generalitat. «Hay personas que tienen vocación de servicio público», dijo. (...) Sobre la confesión de Pujol en julio de 2014, Mas reiteró que, a su juicio, es un tema personal suyo y de su familia y no va más allá. No tiene nada que ver con Convergència, ni conmigo» y, respecto a la trama de las ITV, que su intervención «fue pulcra y correcta, las supuestas influencias que se querían ejercer acabaron en sentido contrario». Sobre las «mal denominadas deslocalizaciones» como las de Yamaha o Sharp, precisó que «lo que hubo fueron relocalizaciones, pues la Generalitat, lo que debía hacer es mantener la actividad económica y salvar puestos de trabajo»".

Así que tenemos a una víctima colateral, Mas, y una familia con vocación de servicio, los Pujol. En La Razón titulan que el primero es el octavo hijo del patriarca del catalanismo, que es lo que le espetó Sánchez Camacho después de dirigirse a Mas con un "señor Pujol" entre crujiente y crispante. A Toni Bolaño no le sorprende que Mas se refugiara en el no sabe, no contesta, que es por donde aborda la crónica en el diario de Planeta. Según Bolaño, "la amnesia de Mas durante toda la comparecencia se sustenta en que 'las contrataciones no las hacen los políticos'", lo que nos conduce directamente a la tesis de la irresponsabilidad, del político florero, del que sólo lo lee los discursos del teleprónter. Otra vez el hombre de paja, el insolvente a cuyo nombre figuran todas las empresas y que, evidentemente, no tiene culpa de nada porque de algo hay que vivir, oiga.

"No tenía ni idea" titulan en El Periódico, más suspicaces con Mas que La Vanguardia. El Punt-Avui dice que "Res de res" y el proceso sigue vivo mientras que en el Ara sorprenden a todo el mundo con una portada valiente, arrojada, sin tapujos. Ahí va el pedazo titular: "Mas se desmarca de los Pujol". Tremenda novedad.

Para cerrar la historia interminable, Sergi Pàmies pone pausa y distancia en La Vanguardia: "Las camisetas de David Fernández, presidente de la comisión de investigación sobre fraude fiscal que ayer convocó al president Artur Mas para tratar el caso Pujol, son a la izquierda lo que las americanas de Xavier Sala i Martín son al liberalismo: un cebo ideal para que los cronistas gandules podamos entretenernos. Que Fernández eligiera un homenaje al punk (“Punk not dead”) debe de contener alguna lógica interna coherente con la mezcla de solemnidad y simulacro de la ceremonia. En la intervención de Mas sobre las deslocalizaciones, por ejemplo, se intuyó la existencia de una densa selva de influencias, compromisos y lealtades entre apellidos ilustres del pujolismo y la hipertrofia normativa que ha actuado como prestación sustitutoria de una autonomía con delirios de Estado y en la que, con excesiva frecuencia, se insinúa más que se demuestra. ¿Se aclaró algo relevante? Se oficializaron evidencias conocidas y se precisaron detalles que refuerzan el valor, poco analizado pero relevante en cualquier historia, del factor humano".

Más corrupción. A izquierda y a derecha, a las tres y a las doce, estamos rodeados de charlis. Ahora mismo se están practicando detenciones por los casos de los Eres. Pasa en todo el mundo. En El País y desde Caracas, Ewald Scharfenberg, elabora la crónica sobre el HSBC y el tesoro chavista: "Entre los casi 100.000 clientes registrados en la base de datos del HSBC, ocultos entonces gracias al secreto bancario, destacan tres nacionalidades: británicos, suizos y venezolanos. A estos últimos pertenecían 14.800 millones de dólares, unos 13.000 millones de euros al cambio actual. Del total, el 85%, cerca de 12.000 millones de dólares, se concentraba solo en cuatro cuentas propiedad del Estado de Venezuela, abiertas a nombre de la Tesorería Nacional y del Banco del Tesoro. Este último es un banco comercial fundado por Chávez en 2005, que actualmente dispone de un centenar de oficinas en todo el país".

Continúa el texto: "El Banco del Tesoro de Venezuela llevaba solo dos meses constituido cuando abrió una cuenta por 9.500 millones de dólares en el HSBC suizo. Cinco meses después, el mismo banco colocó otros 2.200 millones de dólares en dos cuentas espejo, según reveló ayer el portal Armando.info, encargado de la investigación periodística de los clientes de Venezuela. El presidente del Banco del Tesoro —y responsable de las cuentas— era Rodolfo Marco Torres, general del Ejército, y actual vicepresidente para el Área Económica del Gobierno de Nicolás Maduro. El tesorero de la época, Alejandro Andrade Cedeño, fue quien abrió otra cuenta con cerca de 700 millones de dólares a nombre del organismo. Andrade fue viceministro de Finanzas y presidente del Banco Nacional de Desarrollo (Bandes)".

Y remata: "La publicación de los datos secretos del HSBC, bautizada como SwissLeaks, incluye el análisis de cerca de 60.000 archivos de la base de datos de clientes de la filial suiza del banco británico entre 2005 y 2007. La lista Falciani incluye, según publicó ayer El Confidencial, a españoles como el piloto Fernando Alonso, el exvicepresidente del Barça Alfons Godall o el exmagistrado del Tribunal Supremo Ramón López Vilas. La justicia española tuvo acceso a la relación de clientes en 2010, lo que permitió a Hacienda recuperar al menos 260 millones de euros, tal y como reveló EL PAÍS en abril de 2013, cuando publicó decenas de nombres de la lista investigados por los tribunales. El banquero Emilio Botín, por ejemplo, pagó 200 millones para regularizar una fortuna de más de 2.000 millones".

Falciani acaba de fichar por Podemos en un infructuoso intento, por ahora, de blanquear la fortuna Monedero. Es un expediente a cargo de Marisa Recuero, Joaquín Manso en El Mundo: "El dirigente de Podemos Juan Carlos Monedero ya acumulaba 682.508 euros en cuentas y fondos de inversión el 1 de enero de 2014, apenas unos días antes de anunciar la constitución de esa formación política. Así lo confirmaron a este diario fuentes cercanas al sector financiero. El número tres de Pablo Iglesias intentó desmentir a EL MUNDO mostrando tres extractos de ayer, que sumarían 205.769 euros, pero sin enseñar sus últimos movimientos ni exhibir lascantidades que tendría en fondos de inversión".

Siguen: "Este diario cifró en el entorno de 500.000 euros la cantidad que Monedero depositó en estos productos financieros de inversión colectiva, según confirmaron las mismas fuentes. El fundador de Podemos se expresó, además, mediante un comunicado, sin comparecer en persona -ausencia que se prolonga desde que se hizo público que ha reconocido que defraudó a Hacienda-, después de haberse negado a responder a este diario en reiteradas ocasiones al ser contactado para que ofreciera su versión. Este periódico informó ayer de que Monedero acumulaba cerca de 700.000 euros en tres cuentas bancarias registradas en España -una personal; otra a nombre de una de sus empresas, Caja de Resistencia Motiva 2, y otra a nombre de su otra sociedad, Motiva 2 Herramientas de Pensamiento-, incluyendo en esa cifra la correspondiente a los fondos de inversión".

Más: "Hoy, este diario aporta el detalle de los saldos de las citadas cuentas al cierre del ejercicio económico de 2013, apenas dos semanas antes de que se anunciara la creación de la nueva formación política. La fecha de constitución oficial de Podemos fue el 16 de enero de 2014.La cuenta personal de Monedero tenía el 1 de enero del año pasado 251.585 euros -llegó a tener más de 280.000-, de los que 97.231 se encontraban invertidos en un fondo, según la información a la que tuvo acceso este diario. En la de la empresa Motiva 2 Herramientas de Pensamiento mantenía 3.244 euros. No obstante, el grueso de su tesorería se concentraba en la cuenta de la sociedad instrumental que constituyó para cobrar por los alegados trabajos de asesoría que, según él, prestó a gobiernos latinoamericanos tres años antes, cuando la empresa aún no existía. Precisamente, Caja de Resistencia Motiva 2 acumulaba 427.679 a finales de 2013, de los que 400.000 se encontraban en un fondo de inversión. En total, las tres cuentas de las que disponía Monedero días previos a la constitución del partido registraban 682.508 euros".

Parece la cartilla de ahorros de un hijo de Pujol... ¡Iglesias, que no te enteras! Es como Artur Mas y Forrest Gump: Forrest Mas, que estaba, está y estará en todos los saraos sin enterarse de nada. La vida es como una caja de bombones... ¿Y el proceso? El proceso es esto.

10 de febrero. Santoral de La Vanguardia: "Escolástica, Sotera, Ireneo, Jacinto, Amancio, Reinaldo".