El Rey, ante Mas, pone a Barcelona como ejemplo de la "diversidad" y el "empuje emprendedor" de España

Felipe VI destaca la "leal colaboración" entre Ayuntamiento, Generalidad y Gobierno para organizar el Mobile World Congress. Mas insta a "derribar barreras y fronteras", horas después de pedir convertir el 27S en "un auténtico plebiscito" rupturista.

2 min
El Rey y Mas coinciden en Barcelona con motivo de la inauguración del Mobile World Congress
Redacción
Lunes, 2.03.2015 00:08

El Rey Felipe VI ha elogiado este domingo el papel de Barcelona como "un ejemplo de la diversidad del conjunto de España y un referente del mejor empuje emprendedor español".

Así lo ha señalado durante su discurso en la cena previa al Mobile World Congress que se ha celebrado en el Palacio de Pedralbes de Barcelona, en presencia del presidente de la Generalidad, Artur Mas, y que Felipe VI ha pronunciado en inglés, castellano y catalán.

Destaca la "leal colaboración" entre Ayuntamiento, Generalidad y Gobierno

"Bienvenidos a Barcelona, esta ciudad tan visitada y querida por gentes de todo el mundo y a la que siempre me he sentido tan vinculado, por la Historia, por vivencias personales y familiares, por su peso económico y cultural; una ciudad donde al espíritu emprendedor de sus gentes se suma la pluralidad de sus orígenes y sensibilidades", ha indicado el Rey.

Y ha añadido: "Un empuje que representa una tendencia profundamente arraigada en Cataluña y que hoy se pone al servicio de las tecnologías de las comunicaciones y en beneficio de todos y de toda la comunidad internacional. Todo esto ha sido posible gracias a la más estrecha y leal colaboración entre las administraciones implicadas -el Ayuntamiento de Barcelona, la Generalidad de Cataluña y el Ministerio de Industria, Energía y Turismo-, y los sectores público y privado".

Mas insta a "derribar barreras y fronteras"

Por su parte, Mas, en su intervención, ha apelado a que el Mobile World Congresss era "el lugar adecuado para hacer buenos amigos, buenos socios y hacer buenos negocios".

Y ha defendido la internacionalización de la economía catalana: "Cuanto más pequeño es un mercado, más esencial es derribar barreras y fronteras, y este es el caso de Cataluña".

Horas antes había pedido convertir el 27S en "un auténtico plebiscito" rupturista

Sin embargo, horas antes, en un acto de su partido, el propio dirigente nacionalista se había mostrado mucho menos constructivo y había llamado a convertir las elecciones autonómicas del 27 de septiembre en "un auténtico plebiscito" sobre la secesión de Cataluña, pidiendo a los catalanes un resultado "que no se pueda discutir".

Mas insistió en pedir a los ciudadanos caalanes un resultado claro a favor de la "soberanía y libertad" de Cataluña. "El 27 de septiembre tenemos la oportunidad de decir que no nos interesa estar en un Estado que veta a gente por defender sus ideas de manera pacífica", señaló.

Comentar