Desafío de Ribó

Ribó maquilla el nombre de su organismo antitorturas para esquivar al TC

La "Autoridad Catalana para la Prevención de la Tortura", prohibida por el Constitucional por invadir competencias exclusivas del Defensor del Pueblo, pasa a llamarse "Mecanismo Catalán para la Prevención de la Tortura".

2 min
El Síndic de Greuges, Rafael Ribó, en la presentación de un informe
Redacción
Jueves, 16.04.2015 18:33

Hace menos de un mes y medio, el Tribunal Constitucional recordó al Síndic de Greuges cuáles son sus límites competenciales, y señaló que no podía seguir considerándose como "Autoridad Catalana para la Prevención de la Tortura y de otros Tratos o Penas Crueles, Inhumanos o Degradantes", porque la ley autonómica que así lo afirmaba invadía las competencias "exclusivas" de la Administración General del Estado en "materia de relaciones internacionales". Una decisión que el Síndic, Rafael Ribó, parece pretender eludir por la vía de la picaresca.

El Diario Oficial de la Generalidad de este miércoles publica una resolución del propio Ribó en la que este, para "estructurar las funciones en materia de prevención de la tortura" de la sindicatura, de acuerdo con la sentencia del TC, resuelve crear el
"Mecanismo Catalán para la Prevención de la Tortura y otros Tratos o Penas Crueles, Inhumanos o Degradantes".

Una denominación virtualmente idéntica a la anterior -solo se sustituye 'Autoridad' por 'Mecanismo'-, con la intención diáfana de sortear la orden del TC. Y más diáfano ha sido Ribó en sus declaraciones posteriores.

"No nos podemos llamar autoridad"

Así, este jueves, en la presentación del informe del Síndic de 2014, Ribó ha explicado que el nuevo organismo creado llevará a cabo las mismas funciones del ente prohibido expresamente por el TC. E incluso ha ironizado levemente, cuando ha expresado que, ya que el TC especifica que "no nos podemos llamar 'Autoridad'", ahora se llamarán "Mecanismo".

Ribó también se ha mostrado desafiante al expresar que no va a dejar de ejercer labores de prevención de la tortura "porque ha habido una sentencia". No obstante este tono, Ribó también plantea otras modificaciones no solo semánticas tras la sentencia del TC.

Según ha anunciado, ha enviado a la Defensora del Pueblo -quien tiene la competencia exclusiva en la materia, ya que afecta a tratados internacionales-, una propuesta de acuerdo para que sea esta institución de ámbito nacional quien envíe a los organismos internacionales los documentos del Síndic en cuanto a prevención de la tortura.

Comentar