Defiende a Iceta y carga contra el "sueño" secesionista

El alcalde del PSC en Cornellá carga contra los críticos: "Había personas cuyo proyecto eran ellos mismos, no un colectivo"

Balmón niega de forma categórica que las elecciones autonómicas del 27 de septiembre puedan considerarse plebiscitarias y acusa a Mas de llevar a cabo "un gran engaño".

2 min
Redacción
Jueves, 7.05.2015 11:44

El alcalde del PSC en Cornellá, Antonio Balmón, ha cargado contra sus ex compañeros de partido, los críticos reconvertidos en independentistas, al considerar que abandoran el PSC por motivos individualistas.

En una entrevista en el diario La Vanguardia, Balmón ha asegurado que "el tiempo me ha dado la razón" y que "había personas cuyo proyecto eran ellos mismos, no un colectivo". Asimismo, el edil socialista ha lamentado que decidieran irse del partido porque, a su juicio, se podía haber solventado la "discrepancia" y se podía haber "conducido hacia una situación más tranquila".

Defiende a Iceta y carga contra el "sueño" secesionista

Balmón ha defendido al actual líder del partido, Miquel Iceta, cuando lo ha identificado con el responsable de la nueva "tranquilidad" que se vive en el seno del partido: "La llegada de Iceta marca un momento de más tranquilidad pero el problema era que había gente que ponía por delante un sueño y se olvidaba de la realidad".

En esta línea, el alcalde ha criticado que la política se haya convertido en "un sueño" para conseguir la secesión y no en la gestión diaria: "Yo no puedo explicarle a la gente de Cornellà que cerraremos una guardería y decirles que no se preocupen, que cuando llegue el sueño la volveremos a abrir y será la hostia".

Mas ha llevado a cabo "un gran engaño"

Balmón ha negado de forma categórica que las elecciones autonómicas del próximo 27 de septiembre puedan considerarse plebiscitarias y ha acusado a Mas de mentir: "Artur Mas sabe que es imposible que las elecciones sean plebiscitarias y que lo que vamos a votar, si finalmente votamos, es un gobierno, no otra cosa".

"Las del 27S será la última función de esta historia, pero lo que me preocupa es que todo acabe en una confrontación de la ciudadanía por culpa de un gran engaño, porque ninguna de las propuestas que se voten en este sentido avanzarán ni un milímetro", ha sentenciado.