Pericay: "En Baleares hay nacionalistas que ya no ven TV3, se ha vuelto insoportable"

Xavier Pericay (Barcelona, 1956) ha pasado de fundador de Ciudadanos a candidato a la Presidencia del Gobierno autonómico de Baleares por esta formación. Exigirá "lealtad constitucional" y "tolerancia cero" ante la corrupción a la hora de futuros pactos. Cree que TV3 se ve cada vez menos en las islas "porque causa hastío" y denuncia la injerencia de la Generalidad de Cataluña al financiar a asociaciones que se visten de "culturales" pero que piensa que "son políticas y buscan la independencia respecto al resto de España". Apuesta por el trilingüismo en la educación y por el respeto a las dos lenguas oficiales de esta Comunidad.

9 min
Xavier Pericay, candidato de Ciudadanos a la Presidencia del Gobierno autonómico de Baleares
Sergio Fidalgo
Miércoles, 13.05.2015 03:12

¿Qué hace un intelectual de candidato a la Presidencia de una Comunidad Autónoma?

Por circunstancias diversas hace unas semanas la dirección de Ciudadanos me pidió que me presentara. Se estaban elaborando las listas de las Baleares y consideraron oportuno proponerme como candidato. Me lo pensé, lo hablé con mi mujer y acepté porque estoy preocupado por la situación que estamos viviendo aquí. De acuerdo, me dedico al trabajo intelectual, pero la mayoría de personas de nuestras candidaturas son personas de diversos ámbitos que hasta ahora no se habían dedicado a la política, que dan el paso desde lo que llamamos 'sociedad civil'.

Eso de la 'sociedad civil' es un clásico.

En este caso es desde el uso correcto del término, no como hasta ahora lo han usado los políticos, que es la 'sociedad civil' que ellos subvencionan. Ciudadanos son personas que tienen empresas, son asalariados en el sector privado, funcionarios... Yo, como muchos, soy un autónomo.

Cuando en 2006 un grupo de intelectuales firmaron, entre ellos usted, el manifiesto que después originaría el nacimiento de Ciudadanos, ¿pensaba que acabaría encabezando una lista?

Por supuesto que no me lo imaginaba. Es verdad que la política siempre me ha gustado, y creo que es algo que abunda entre la gente que se dedica al periodismo. Pero incluso antes de entrar en el mundo de los medios de comunicación, cuando me dedicaba estrictamente a la filología, ya me atraía. En casa a mi padre también le interesaba mucho. Está claro que yo tenía cierta predisposición aunque solo fuera por ser uno de los fundadores del partido.

No todos han seguido...

De hecho es así, solo otro de los fundadores, Teresa Giménez Barbat, siguió en política, y en su caso incluso ha seguido también en otro partido. Los demás, una vez 'parida' la criatura, la dejamos allí y hemos seguido cerca de ella. Algunos participábamos cuando nos llamaban en mítines o actos públicos. El salto a la arena solo lo dio Teresa, primero, y ahora yo.

Usted es un experto en la obra de Josep Pla. ¿Qué diría de la situación política catalana actual, si le hubiera tocado vivirla?

Aunque eso de hacer proyecciones es complicado, porque vivió un tiempo distinto, cualquiera que lea a Pla puede imaginarse lo asustado que estaría este hombre al ver lo que está pasando en los últimos años en Cataluña, y eso que él vivió la República y la Guerra Civil.

¿Por qué?

Pla tenía un horror a toda situación que escapara del marco de la ley. Era un hombre de orden, que creía que era básico que las normas se aplicaran. Sus críticas a la época de la Segunda República se basaron en la falta de solidez del respeto a la ley en los años treinta en España. Y no digamos en Cataluña con los hechos del 6 de octubre de 1934.

Si su guía era el respeto a la ley, de la Cataluña de Artur Mas no habría dicho maravillas.

La hubiera visto con espanto. Incluso con miedo y temor, y pensando de qué ha servido todo el proceso de transición democrática para llegar a donde hemos llegado en Cataluña. Pero también en el resto de España.

¿Cuáles son las propuestas de Ciudadanos en Baleares para garantizar la igualdad de derechos en educación?

Con un modelo 40-40-20, que es la propuesta del partido, estaría garantizada. Las dos lenguas oficiales en igualdad de condiciones, junto a la paulatina entrada del inglés. Y la garantía de la libre elección de idioma en la primera enseñanza. Esta es la idea de Ciudadanos, tanto para Baleares como para el resto de CCAA que sean bilingües.

Baleares ha sido en los últimos años centro de diversos focos de corrupción, ¿qué propone C's para acabar con estos comportamientos ilícitos?

Se puede resumir en dos palabras: tolerancia cero. Porque no es solo es un problema de los corruptos, lo es de todo el sistema político. Ha campado de manera generalizada en toda España, y particularmente en las Baleares. Se ha de recordar que hemos tenido aquí un partido creado ex profeso, que hizo de la corrupción su objeto social, como Unión Mallorquina.

Un caso emblemático.

Es que fue así, y por suerte, y esto hay que decirlo para reconocer que la ley se aplica y que estamos en un Estado de derecho, toda la cúpula de este partido está en la cárcel. Ha costado un poco, y desgraciadamente podría haber ido antes a prisión, pero finalmente la justicia se ha aplicado.

Volvamos a la corrupción...

El problema es que la corrupción lo infecta todo, el sistema productivo y el sistema moral de una sociedad. Nuestra postura es tolerancia cero, con medidas como la reforma del sistema de partidos. El problema es esa clase política, tanto en Baleares como en el resto de España, que ha hecho de la corrupción moral su forma de ser, que considera natural que un empresario pague dinero a cambio de algún favor o tener una cuota de poder en el campo de la justicia.

La división de poderes a veces parece algo utópico.

Es que cierta clase política no sé si ha leído a Montesquieu, pero que en ningún caso le tiene en cuenta. Por eso uno de los principios fundamentales de Ciudadanos es luchar contra la corrupción, porque lo infecta todo.

Cuándo escucha el término 'Països Catalans' aplicado a las Baleares, ¿qué piensa?

Es una doctrina de un sector minoritario de la sociedad, y que ni siquiera ha crecido desde hace mucho tiempo, que es el nacionalismo más o menos de izquierdas, y que va pregonando esta idea desde la época de María Castaña, tanto en las Baleares como en otros sitios como Valencia.

Y en Cataluña...

Y en Cataluña, por supuesto. Pero tampoco nos engañemos, no todos los sectores del independentismo defienden esta idea. Pero en las Baleares estos sectores ven lo que pasa en Cataluña como una especie de anhelo satisfecho, e intentan que se les tenga en cuenta en Cataluña para que los soberanistas catalanes les saque de España.

Siga...

Pero tengo la impresión de que bastantes problemas tienen los independentistas catalanes en este momento como para cuidarse de los baleares y de los valencianos.

¿Este tipo de grupos de Baleares son financiados desde Barcelona?

Es evidente, las ayudas que la Generalidad catalana, tanto en estos momentos, como en los tiempos del tripartito, ha dado a la Obra Cultural Balear, que es una especie de Òmnium Cultural, así lo atestigua.

Cuente algo más de Obra Cultural Balear...

Es una asociación cuyo objetivo es claramente político, aunque se supone que defiende la lengua. Pero lo que hace es trabajar a favor de esos supuestos Países Catalanes y, por lo tanto, de la independencia de algún modo de Baleares respecto al conjunto de España. Y eso, desde Carod-Rovira en sus tiempos de mandamás de la Generalidad hasta hoy mismo.

Carod, el perejil de muchas salsas.

Quien realmente movía ese dinero en la época del tripartito era Carod. No fue ni Maragall ni Montilla, que se limitaron a dejar hacer, evidentemente, para poder seguir en el trono. Carod, por su propio historial, viene de este mundo. Y luego el Gobierno independentista de Mas es el que sigue en las mismas, seguramente en cantidades mucho menores porque los dineros administrativos han bajado en todas partes. Porque los fondos que recibió la Obra Cultural Balear en tiempos del tripartito fueron una auténtica barbaridad.

TV3 ya no se ve en Valencia. ¿Debería pasar lo mismo en las Baleares?

Soy partidario de que se puedan ver las televisiones en todas partes, y se puedan escuchar las emisoras de radio. Esto no me preocupa lo más mínimo. Sobre todo en este momento en que la gente deja de ver TV3 por hastío, conozco gente con simpatías hacia el nacionalismo catalán que ya no la sintonizan porque consideran que se ha vuelto insoportable.

Eso también comienza a pasar en Cataluña.

Lo importante es contrarrestar este tipo de mensajes. Para mí sería ideal que no hubiera televisiones autonómicas, por motivos de racionalidad económica, pero si hay una, tiene que haber otra. Lo que no tiene sentido es que en Baleares se vea TV3 y no tuviéramos un canal propio. En este caso IB3 es el 'legitimado' porque es el que pagamos los habitantes de nuestra Comunidad.

¿Exigirá Ciudadanos lealtad constitucional a los que quieran pactar con ustedes en cualquier ámbito?

Por supuesto. Aunque desgraciadamente hay que pedirlo, debería ser obvio.

En Cataluña no crea que es tan obvio exigirlo con según qué partidos.

Y aquí también. Ciudadanos, por poner un ejemplo, no podría pactar con la coalición MES, que son una gente que está pidiendo desde hace tiempo la independencia con respecto al resto de España. Los partidos con los que puede pactar Ciudadanos han de aceptar, como mínimo, el marco legal y la Constitución. Por supuesto, pueden ser formaciones que deseen reformar la Carta Magna. Pero siempre entre todos los españoles.

¿Se ve como presidente de las Baleares?

Nunca se me ha pasado por la cabeza, pero también es verdad que, y voy a ser muy sincero, cuanto más tiempo pasa más altas son, según vamos viendo, nuestras expectativas. En Ciudadanos siempre hemos dicho que solo gobernaremos si ganamos, y vaya usted a saber, igual lo hacemos. Esperaremos al día 24 y sabremos qué han dicho los ciudadanos.

Comentar