Falta de liquidez

Mas vende la sede de la consejería de Puig

La Generalidad aprueba la venta de la sede de la Consejería de Trabajo y de otro inmueble del departamento por 63,58 millones, la misma cantidad que habrá pagado en alquiler en 22 años y medio.

3 min
Sede de la Consejería de Empresa y Empleo, en el número 105 del Paseo de Gracia de Barcelona
Redacción
Martes, 16.06.2015 17:49

El Gobierno de la Generalidad sigue adelante con las ventas de edificios de los que es titular, con el objetivo de aportar liquidez a sus arcas. Pero rebajando precios, y lejos de los objetivos que se marcó en su día.

El Consejo Ejecutivo ha aprobado este martes la venta del inmueble de Barcelona conocido como Toree Muñoz, en el número 105 del Paseo de Gracia -junto al Palau Robert- y sede de la Consejería de Empresa y Empleo, así como del número 148-150 de la calle Sepúlveda, sede de la Secretaría de Empleo y Relaciones Laborales, que depende también del departamento que dirige Felip Puig.

La venta de ambos edificios, en bloque, ya se fraguó de hecho en abril, y el comprador, Nadlan BCN SA, ya había adelantado a la Generalidad el 25% del importe total. La operación de ha cerrado por la cantidad de 63,58 millones de euros más impuestos, y el Gobierno autonómico ha resaltado que esta cifra es superior al precio de licitación de la anterior subasta del inmueble, de noviembre, y que quedó desierta.

La realidad, no obstante, es que la cifra es solo muy ligeramente superior al de la anterior subasta, que fue de 63,50 millones. Y que es, en cambio, notablemente inferior al de la primera subasta, también desierta, cuando la Generalidad pidió 79,4 millones por ambos inmuebles.

La venta de ambos edificios no significará un traslado de la consejería, porque, también este martes, la Generalidad ha aprobado firmar sendos contratos de alquiler en los mismos inmuebles de los que hasta ahora era titular, por 122.063,94 euros mensuales en el caso de la Torre Muñoz, y por 111.526,81 euros al mes en la sede de la calle Sepúlveda.

El precio supone 22 años y medio de alquiler

La suma asciende a unos 233.600 euros al mes, es decir, 2,8 millones de euros anuales. Lo que significa -sin contar otros gastos- que la Generalidad habrá pagado en alquileres en 22 años y medio la cantidad recibida por la venta.

El Gobierno autonómico, no obstante, justifica la operación por lo que significa de reducción del déficit, no solo por los ingresos extraordinarios de la venta, sino también en concepto de deuda, al redimir los censos enfitéuticos -un peculiar figura juridica de origen medieval, que la Generalidad ha utilizado en los últimos años en lugar de la compra por hipoteca- de ambos edificios, así como por el ahorro en impuestos y gastos de mantenimiento de los edificios vendidos.

La Generalidad ha recordado que, desde 2012, ha vendido 40 inmuebles por un valor total de 660 millones de euros, y cifra en 33 millones el ahorro global por estos conceptos. Sin tener en cuenta, eso sí, la reducción de patrimonio que significa. En todo caso, el plan de ventas de inmuebles de la Generalidad se está quedando lejos de los objetivos previstos. Y es que el plan de ventas se inició en el verano de 2011, con el objetivo de recaudar sobre 550 millones de euros por la venta de 28 inmuebles, y apenas se han ingresado 110 más, por un total de 40 edificios.

Comentar