El 27S como un "todo o nada"

Romeva renunciará a entrar en el Parlament si 'Junts pel sí' no obtiene mayoría

El cabeza de lista de 'Junts pel Sí' se postula como líder transitorio de un momento que califica de "excepcionalidad" y explica las tres fases para, a su jucio, conseguir una eventual secesión de Cataluña.

2 min
El ex eurodiputado de ICV y cabeza de lista de la candidatura conjunta de CDC y ERC para el 27S, Raül Romeva
Redacción
Martes, 21.07.2015 11:39

El cabeza de lista de 'Junts pel Sí', Raül Romeva, ha explicado este martes que no será diputado del Parlamento autonómico si su candidatura no obtiene mayoría en las elecciones catalanas del 27 de septiembre.

"Si no hi ha una mayoría, yo no estaré ni en el Parlamento. Esta excepcionalidad tiene sentido si es para hacer esta opción [la independencia]. Esta lista tiene una objetivo que es esto. Si este objetivo no lo conseguimos, el objetivo de esta candidatura queda en cuestión", ha afirmado durante una entrevista en TV3.

El exeurodiputado de ICV ha valorado los comicios del 27S como un "todo o nada" y ha insistido en que los comicios electorales deben deben tener un carácter plebiscitario para que la comunidad internacional pueda hacer "una lectura clara" de los resultados y de la "voluntad" de los ciudadanos catalanes. 

Describe las tres fases hacia un Estado independiente

El líder transitorio de 'Junts pel Sí' ha intentado explicar cuáles son los pasos a seguir una vez obtengan mayoría en el nuevo Parlamento autonómico que surja de los comicios de otoño. Romeva ha considerado que debe ser un proceso "bien hecho y rápido", aunque no ha sabido aclarar algunas dudas sobre cómo convencerán a la comunidad internacional.

Respecto a las fases del dicho proceso, el execosocialista ha marcado tres etapas, consistentes en una declaración a favor del Estado independiente, la formulación de un nuevo marco jurídico y la ratificación ciudadana de una nueva Carta Magna:"Si hay una mayoría que quiere esto [la independencia], el primer paso será una declaración solemne a favor de que Cataluña se convierta en un Estado. A partir de aquí comienza el trabajo. El trabajo parlamentario, por un lado, de constuir el corpus jurídico que necesitamos, y el trabajo también gubernamental de hacer que las prioridades sociales no solo no quedan desatendidas, sino que queden enfortalecidas (…) Una fase ciudadana que es el proceso ciudadano de la elaboración de la Constitución".

Finalmente, ha aseverado Romeva que habrá una proclamación de independencia: "Cuando todo esto esté hecho, obviamente hay la frase de la proclamación. Y esta es la fase que simbólicamente puedes llamar de 'apretar el botoncito', de la desconexión, implicará aplicar la ley de la transitoriedad que nos debe permeter no quedarnos en un vacío legal".

Comentar