coleccionistas interesados

El Govern negocia en los Encants la compra del legado de Rafols-Casamada

Mohamed Essafi y Jamal Graia aseguran que le Generalitat les ofrece poco por el segundo lote de pertenencias del pintor y de su esposa

2 min
Mohamed Essafi y Jamal Graia en su parada de los Encants
Redacción
Viernes, 7.08.2015 14:03

Los paradistas de los Encants de Barcelona que vendieron parte del legado del pintor catalán Albert Ràfols-Casamada a un coleccionista han lamentado este viernes que la Generalitat paga "muy poco" por el otro lote que aún tienen.

Mohamed Essafi y Jamal Graia han tachado de insuficiente la oferta de la Generalitat, de la que esperan una llamada para que suba el montante --que no han querido desvelar-- o descarte el acuerdo.

Una primera venta

Desde que el sábado pasado se vendieron al coleccionista privado Enric Palmitjavila documentos y parte de la biblioteca del pintor Ràfols-Casamada y de su mujer, Maria Girona, al segundo lote pendiente de venta le han salido muchos interesados.

El lote vendido a Palmitjavila había sido comprado en una subasta por 2.440 euros, y el que ahora está en el punto de mira de la Generalitat es otro que a los paradistas les costó 3.560 euros, ha remarcado Essafi.

Pérdidas frecuentes

"Nuestra forma de trabajar es muy arriesgada, y casi siempre perdemos dinero", ha subrayado Essafi, que ha manifestado sus dudas sobre la posibilidad de alcanzar un acuerdo con la Generalitat si no sube su oferta.

 "Ahora dicen que el lote no tiene valor, pero sí que lo tiene", ha defendido el vendedor, que ha dicho que desde el pasado sábado han sumado numerosas ofertas de compradores pero se mantendrán firmes hasta cerrar o no un pacto con el Govern.

Muchos curiosos

El número de curiosos que se han acercado a esta parada de los Encants se ha disparado la última semana, aunque el número de ventas en realidad se ha mantenido, han señalado los paradistas, que han lamentado que las ventas de antigüedades están "muy mal", pese al revuelo generado por la compra de libros y documentos del pintor en el mercado.

Curiosos, mirones e interesados se agolparon ante la parada sobre todo el sábado y el lunes, después de la venta de la mitad del legado al coleccionista Enric Palmitjavila, pero también durante la semana: "Nos piden aunque sea un solo libro con la firma de Ràfols-Casamada".

"Pero no vamos a vender nada más", ha aclarado Essafi, pendiente de cerrar un acuerdo con la directora de Biblioteca de Catalunya, Eugenia Serra, después de que dos técnicos de la institución y uno del Museu Nacional d'Art de Catalunya (MNAC) examinaran el segundo lote pendiente de venta y determinaran que no tiene el valor patrimonial que esperaban.

 

 

Comentar