Iceta podría disputar a Romeva la presidencia

3 min
Sábado, 8.08.2015 04:14

Si las encuestas están en lo cierto y la lista de Junts pel sí queda lejos de la mayoría absoluta, Mas no tiene opciones de ser president. Aunque sumara con la CUP, no le sería fácil ni convencer a los cupaires, ni sobreponerse a la sensación de fracaso. Él mismo ya se ha autodescartado aunque ha admitido que habría que volver al "autonomismo".

En estas circunstancias las dos únicas opciones para evitar volver a repetir las elecciones en tres meses son la del cabeza de lista de Junts pel sí, Romeva y la del socialista Iceta. Romeva, que ya se ha postulado,  buscaría el apoyo de la CUP y de la lista 'podemita' pero no tiene garantizado, ni mucho menos, el apoyo de todos los componentes de la lista que encabeza. No me imagino, por ejemplo, a Gordó votando a un comunista por muy reconvertido que se presente. Sobre todo porque lo de la independencia, como ha dicho Duran, no entraría en juego y se trataría de elegir un gobierno autonómico sin más. En estas circunstancias la lista de Junts pel sí saltaría en pedazos.

Con este panorama, el único capaz de tejer una mayoría alternativa, no necesariamente absoluta, es el candidato socialista. Iceta ya llego a liderar al socialismo por su capacidad de pacto. Por poner en valor saber buscar aliados y no buscarse gratuitamente enemigos. Nunca lideró ninguna tendencia pero siempre supo navegar en los procelosos mares de las corrientes internas del PSC.

Estos días Iceta está mandando mensajes que para muchos son contradictorios. Permite adherirse a sus concejales a la AMI y a la vez apoya pactos constitucionalistas en otros municipios. No descarta pactos con Ciudadanos después de las generales y se ofrece a Colau y ERC a formar un gobierno municipal estable en Barcelona. No se le conocen enemigos personales. De los cabezas de lista es, sin duda, el que tiene una mejor formación política. Aunque la política este muy mal valorada, el oficio continúa siendo un activo. En un Parlament italianizado, Iceta es quien mejor se puede mover entre bastidores. El único capaz de articular consensos, aunque sean de mínimos.

Iceta puede contar con los votos propios, los de Unió, los de Ciudadanos -que ha renunciado a presidir la Generalitat al elegir a Arrimadas de cabeza de lista- y los de un número indeterminado de componentes de la lista de Junts pel sí. Posiblemente no sería necesario el voto favorable del PP para facilitar la abstención de otros componentes de la lista CDC-ERC y, como contrapartida al apoyo en Barcelona, de la coalición Catalunya sí que es pot.

Efectivamente, todo muy enrevesado. Pero el panorama es complejo. Y de las tres alternativas posibles -repetir elecciones, Romeva o Iceta-, apuesto por la que puede tener un consenso más amplio, con más capacidad de negociación, especialmente si el PSOE entra en el próximo gobierno español y se abre paso una reforma constitucional que el propio Rajoy ya ve como deseable.

Habrá que esperar a las matemáticas electorales pero no desprecien las posibilidades de Iceta. Está en el centro tanto del llamado eje nacional como del social. Y aunque el electorado se ha movido y ha laminado al PSC, un Parlamento como el que se anuncia abre muchas posibilidades para un todo terreno como el líder socialista.

Artículos anteriores
¿Quién es... Francesc Moreno?
Títol de la imatge

Presidente del Consejo Editorial de CRÓNICA GLOBAL. Licenciado en Derecho. Ha sido profesor de Derecho financiero en la Universidad Autónoma de Barcelona (UAB) y de Derecho mercantil en la Universidad de Barcelona (UB). Ha sido vicepresidente de La Seda de Barcelona. Fue el editor de El Debat y Tribuna Latina.

Comentar