Los instaladores denuncian a Gas Natural por competencia desleal

La AGIC demanda a las grandes compañías de energía por utilizar información confidencial para ofrecer contratos de mantenimiento a sus clientes

2 min
Un técnico inspeccionando el mantenimiento de una caldera de gas.
Carlos Quílez
Jueves, 15.10.2015 23:21

La Asociación de Gremios de Instaladores de Catalunya (AGIC) ha presentado una denuncia por competencia desleal contra las principales empresas de energía eléctrica y de gas del país ante la Comisión Nacional del Mercado de la Competencia.

Desde su punto de vista, estas grandes empresas aprovechan su situación como distribuidoras y comercializadoras de energía que llegan a todos los usuarios para vender servicios que no les corresponden en condiciones de ventaja sobre los profesionales del sector. 

Ofertas ilegales

Los instaladores, que sólo en Cataluña agrupan a más de 8.000 técnicos, se quejan porque las grandes compañías que se dedican a la distribución de energía ofrecen de forma torticera, encubierta e ilegal, contratos de instalación y mantenimiento a los centenares de miles de usuarios. Denuncian que les compete a ellos el realizar dichas instalaciones y revisiones y que el poderío de las grandes compañías, utilizando subterfugios comerciales, está mermando los ingresos y el trabajo a miles de familias.

La AGIC recuerda que durante la crisis un 30% de las empresas del sector (pequeñas y medianas empresas de instaladores) se han visto obligadas a cerrar.

Información confidencial

Esta asociación se queja de que las grandes compañías del sector trafican con información confidencial de los potenciales usuarios para ofrecerles, desde una posición privilegiada, productos de instalación y mantenimiento que tradicionalmente han sido negocio de otras empresas.

La denuncia que investiga la Comisión Nacional del Mercado de la Competencia (CNMC) pone su foco en las principales compañías eléctricas y también en las de gas. Según ha podido saber Crónica Global, la comisión está investigando los contratos de mantenimiento que, en los ejercicios pasados, ha ofrecido la compañía Gas Natural a decenas de miles de usuarios.

La inspección obligatoria incluida

En estos contratos de distribución energética se incluía el mantenimiento de la instalación y se ofrecía la inspección periódica obligatoria. Según la AGIC, esta compañía gasística se excede en sus competencias al ofrecer productos que restan trabajo y ámbito de actuación al sector de los instaladores.

Los instaladores agremiados calculan que a causa de esta competencia desleal han dejado de ingresar más de 1.000 millones de euros en sólo un año. En este momento, en España hay más de 13 millones usuarios regulados de electricidad y cerca de 12 millones de usuarios regulados de gas.