ING prepara a sus clientes porque deberán pagar por usar los cajeros

El banco alerta en un correo interno de que será la entidad propietaria de la red la que fijará qué comisión aplicará a los usuarios ajenos al banco

2 min
Las nuevas comisiones estarán vigentes antes de que termine 2015
Cristina Farrés
Martes, 27.10.2015 21:11

ING prepara a sus clientes por los próximos movimientos de la guerra de las comisiones en los cajeros. La entidad holandesa ha remitido un correo interno en el que señala que antes de enero deberán asumir a título individual nuevos peajes para usar la red de un tercero.

“En este nuevo modelo, el propietario del cajero fijará la comisión que va a cobrar a los demás bancos y el emisor de la tarjeta no podrá cobrar a sus clientes una comisión mayor a esta”, indica ING en el correo electrónico. Asimismo, alerta de que la banca española aún no ha fijado cuál será la cuantía del peaje que aplicará.

Reivindicación de la red propia

Se espera que sea inferior a los dos euros que implementó Caixabank el pasado marzo y que el Banco de España eliminó, al considerar que estaba mal fijado el concepto por el que se abonaba al existir una comisión previa de 0,60 euros que corría a cargo de emisor de la tarjeta. Santander y BBVA anunciaron que su sumaban a la iniciativa, aunque la resolución truncó sus planes.

El impacto económico real de la medida en las cuentas del banco catalán fue casi testimonial en los meses en los que estuvo en vigor, pero sí sirvió para reivindicar los 500 millones de euros que había destinado a su red de cajeros y puso más complicada la evolución de una competencia en auge cuyo máxima es no cobrar comisiones a los clientes y reducir la presencia física en el país de implementación al mínimo. ING es la decana en este segmento que bebe del on line.

Pacto con Banco Popular

El banco holandés señala que, por el momento, sus clientes sólo tienen asegurado que podrán retirar efectivo sin pagar ningún peaje en la red de cajeros del Grupo Banco Popular (Banco Popular, Banco Bastor y Targobank).

Con todo, se trata de una red menor. La entidad presidida por Ángel Ron cuenta con 2.668 cajeros automáticos repartidos por el país, según los datos que el Banco de España publicó en verano. Caixabank es el que tiene más terminales en activo, 9.863; seguida de BBVA, con 5.953; y Banco Santander, con 4.938.

Fuentes de ING indican que negociarán con otras entidades para ampliar los acuerdos; “seguimos trabajando porque nuestros clientes disfruten de una amplia oferta también en este sentido”. La competencia es feroz. De entrada, tienen asumido que sus clientes deberán pagar.