Los médicos más proclives al PP entran en campaña y se echan a la calle

Anuncian un calendario de movilizaciones contra la "precariedad laboral" a partir del miércoles

2 min
Albert Tomàs y Francisco Miralles, presidente y secretario general de la Confederación Estatal de Sindicatos Médicos.
Antonio M. Yagüe
Sábado, 17.10.2015 21:03

El colectivo médico se considera la principal víctima de la política de recortes llevados a cabo por los ejecutivos centrales y autonómicos desde 2009. Su descontento ha llegado hasta el punto de que la Confederación Estatal de Sindicatos Médicos (CESM) ha anunciado que entrará en campaña con un calendario de movilizaciones. La primera se celebrará el 21 de octubre ante el Ministerio de Sanidad. A esta protesta le seguirán otras la última semana de este mes ante las consejerías y delegaciones del Gobierno, si el departamento que dirige Alfonso Alonso no atiende sus demandas.

Este sindicato médico, mayoritario en España, con más de 50.000 afiliados y de corte conservador, reivindica el cumplimiento de los acuerdos firmados por el Foro de la Profesión Médica con la ministra Ana Mato y el propio Rajoy en julio del 2013 en La Moncloa. El pacto incluía acabar con los recortes a la sanidad pública, y algo tan rimbombante e inconcreto como "incumplido", según los médicos: “dotarla de los recursos humanos, técnicos y financieros que necesita para cumplir su misión”.

Hermana pobre

Los galenos consideran que han devenido en la hermana pobre del sistema, pues han cargado con el mayor peso de los recortes. Esto se ha traducido en una pérdida de 7.000 empleos y un aumento de la precariedad desde 2010. Piden recuperar su poder adquisitivo y una jornada laboral de 35 horas, suprimir los contratos a tiempo parcial y que se repongan todas las plazas vacantes por jubilación desde hace cinco años. “El Estado se ha convertido en la mayor empresa de trabajo temporal”, denuncia la CESM.

La subida salarial del 1% recogida en los Presupuestos Generales del Estado para 2016 les parece una limosna, cuando han visto mermado su poder adquisitivo en un 25% en los últimos cinco años.

Hoy, el salario medio de un médico –el que tiene trabajo– en España es de 2.394 euros al mes, mil euros menos que en Francia, por poner un ejemplo. No obstante, parece que en Cataluña este tema se sitúa tras el prioritario de la independencia, a tenor de las declaraciones y manifiestos hechos públicos por la mayoría de sindicatos y colegios ante el 27S.

Comentar