127 muertos y unos 180 heridos graves, balance de la matanza yihadista de París

El asalto a la sala de conciertos Bataclan era probablemente el objetivo central del ataque coordinado de varios comandos suicidas

2 min
Un grupo de periodistas monta guardia frente a la sala Bataclan una vez finalizado el asalto policial.
Redacción
Sábado, 14.11.2015 09:18

París se convirtió noche en escenario del terror. Según el último balance, 127 personas perdieron la vida y 180 resultaron heridas --80 de ellos en situación crítica-- en varios ataques simultáneos contra locales de ocio y el estadio de fútbol de Saint Denis. Ocho terroristas habrían muerto en el transcurso de los atentados, y sólo uno de ellos cayó víctima de los disparos de la policía.

El presidente francés, François Hollande, que decretó el estado de emergencia, declaró solemnemente: "Los terroristas quieren que tengamos miedo, pavor, pero se enfrentan a una nación que sabe defenderse".

A cara descubierta

Todo comenzó a las 21.20 del viernes en la calle Carrillon, en el décimo distrito, con una explosión previa a que un hombre armado, a cara descubierta, abriera fuego contra los comensales de los restaurantes Le Carrillon y de Le Petit Cambodge.

Al mismo tiempo, en la calle Charonne, en el undécimo distrito, dos hombres armados disparaban, también a cara descubierta, contra la terraza del café La Belle Équipe. "Ha disparado más de cien balas", ha contado un testigo.

También se produjo un pequeño tiroteo en el mercado mayorista de Les Halles, aunque apenas se conocen detalles de este suceso.

Cerca del estadio

Mientras, en otro punto de París, se oían tres explosiones en el estadio de fútbol de Saint Denis, donde en ese momento se jugaba un partido amistoso entre las selecciones de Francia y Alemania. Al parecer, dos de ellas habrían sido obra de terroristas suicidas.

Los aficionados que se encontraban en el interior del estadio no fue consciente de lo que ocurría --creyendo que eran fuegos artificiales, según relataron los testigos-- hasta que las fuerzas de seguridad evacuaron del Stade de France a Hollande, que estaba presenciando el encuentro.

El partido terminó (2-0 a favor de Francia) y después los espectadores se concentraron en el césped a la espera de que las autoridades les permitieran abandonar el recinto.

La discoteca

La sala de conciertos Bataclan, donde actuaba el grupo Eagles of death metal, fue el principal objetivo. Allí, un grupo de cuatro terroristas abrió fuego a las puertas del local y consiguió colarse en el interior, donde dispararon hasta cinco ráfagas.

Los atacantes decidieron quedarse y retener a las más de cien personas que había en el interior. Permanecieron allí unas tres horas hasta que las fuerzas de seguridad iniciaron el asalto, durante el que los terroristas activaron sus cinturones explosivos.