No serán catalanes quienes conspiren contra su independencia

3 min
Sábado, 21.11.2015 00:00

El título que acaban de leer no sólo es que sea llamativo, sino que es histórico. No es un invento mío sino que es uno de los puntos de la Constitución Provisional de la República Catalana aprobada por la autodenominada Asamblea Constituyente del Separatismo Catalán el 2 de octubre de 1928 en una asamblea presidida por Francesc Macià, l'avi.

En el artículo 'Los orígenes racistas de ERC' ya cité a Pere Màrtir Rosell i Villar, el primer teórico del racismo catalán, y recordé que en 1931 pronunció una conferencia titulada 'Per qué sóc Macianista?', en La Palestra de Barcelona, en honor al presidente y fundador de ERC.

Vamos, que yo que nací en 1957 en la Clínica de Montserrat de Lleida no tendría derecho a ser catalán según la Constitución Provisional de la República Catalana de 1928

Pues bien, en ese congreso desde el exilio cubano se pergeñó el borrador de la República catalana non nata que tenían en la cabeza los padres de ERC, tres años antes de que naciera Esquerra.

Esa Constitución provisional era muy minuciosa y prolija; y pensó de forma muy sesuda en quiénes tenían derecho a ser catalanes. No era suficiente con haber nacido en Cataluña. Había otros considerandos tan, o incluso más, importantes. Uno de ellos era el del título del escrito. El artículo 10.B decía literalmente: "No serán catalanes: quienes conspiren o atenten contra la independencia de Cataluña".

Vamos, que yo que nací en 1957 en la Clínica de Montserrat de Lleida no tendría ese derecho a causa de un escrito como éste.

Según ese mismo artículo 10, pero apartado C, tampoco podrían ser catalanes el clan de los Pujol el día que tuvieran una sentencia condenatoria por sus trapicheos familiares. Esto es lo que dice ese punto: "Per sentència que imposi pena infamant, mentre no s’obtingui rehabilitació conforme a llei".

A los separatistas, la Historia les produce una amnesia selectiva. Quienes lo saben, se han olvidado. Bien es verdad que hay una inmensa mayoría que desconoce sus arrels ideológicas

El artículo 8, por contra, sí otorgaba la nacionalidad a los no catalanes. Así, el apartado D decía: "Els estrangers que hagin ajudat amb les armes o amb serveis insignes a obtenir la independència o el progrés en qualsevol ordre de Catalunya".

Pero no sólo quienes habían luchado en el campo de batalla tenían el derecho a la nacionalidad sino también, y así lo dice el apartado E, "els estrangers majors d'edat establerts a Catalunya per espai de més de cinc anys, sempre que reclamin voluntàriament la nacionalitat catalana i sàpiguen parlar i escriure en català".

Vamos, que se olviden los paniaguados de Súmate y el diputado señor Reyes...

A los separatistas, la Historia les produce una amnesia selectiva. Quienes lo saben, se han olvidado. Bien es verdad que hay una inmensa mayoría que desconoce sus arrels ideológicas.

Especialmente a ellos les dedico este artículo.

PD. Para elaborar este escrito ha sido imprescindible la documentación que me ha pasado el irlandés Paul McGuinness, afincado desde hace 48 años en Cataluña.

Artículos anteriores
¿Quién es... Roberto Giménez Gracia?
Roberto Giménez

Durante treinta años ha sido director de la 'Revista del Vallès', era el segundo semanario comarcal más antiguo de Cataluña, y director de Honor de 'El Vallès del siglo XXI'. Ha escrito nueve volúmenes de 'Casi treinta años y un día' -en Sant Jordi de 2016 se publicará el décimo ('Historias de mujeres vallesanas')-, donde explica sus experiencias de esos años como director del comarcal más leído en Cataluña, que desapareció seis meses después de que lo dejara. Retirado antes de tiempo, con 55 años, por culpa de una bala traidora en la médula... Se le puede seguir en Facebook y en Twitter, donde cuelga otros artículos.

Comentar