¿Quién gana cuándo cancelas un viaje a Egipto?

El Ministerio del Exterior desaconseja viajar al país por razones de seguridad y la patronal de agencias pide a sus asociados que luchen para no cobrar costes de cancelación a los clientes

3 min
El templo de Luxor de Egipto, uno de los lugares más visitados del país
Cristina Farrés
Miércoles, 25.11.2015 22:01

La oleada de atentados terroristas en el Mediterráneo ha puesto en una difícil situación a quienes pensaban ir de vacaciones a Egipto en el puente de diciembre y Navidad. Los precios de los paquetes vacacionales con crucero por el Nilo eran especialmente competitivos los últimos meses. El país se estaba recuperando de su particular crisis de seguridad y se bajaron los precios, por lo que muchos se aventuraron a comprar. Pero la bomba en el avión ruso que despegó del aeropuerto de Sharm al-Sheik cambió radicalmente la situación.

Son muchos los clientes que ahora no quieren volar hasta ese país. El problema se lo encuentran al intentar cancelar el viaje: las agencias aseguran que se les debe aplicar un peaje que llega al 25% del precio total. Así lo relatan varios afectados a Crónica Global, que se encuentran entre la espada y la pared.

Alerta del Ministerio de Exterior

Las agencias consultadas aseguran que es seguro ir a las regiones planificadas en el viaje por el Nilo y las visitas en los templos de Luxor y Asuán, así como El Cairo porque el Ministerio de Exteriores no dice lo contrario. El problema es que sí que existe una alerta del departamento liderado por José Manuel García-Margallo.

La nota oficial afirma, textualmente, que se “desaconseja el viaje salvo por razones de necesidad”. Considera que Luxor, Asuán y los centros turísticos de la costa continental africana del Mar Rojo son una excepción “siempre que se acceda por vía aérea”. Remarca que en estas zonas “deberá extremarse en todo caso la precaución”.

Aviso antes de los atentados de París

El norte del Sinaí está ultradesaconsejado, igual que intentar “acceder a la Franja de Gaza a través del paso de Rafah, que permanece cerrado hasta nueva orden”.

El aviso se activó el pasado 12 de noviembre, un día antes de los atentados yihadistas de París. Fuentes de Exteriores afirman que el ministerio no puede prohibir a nadie viajar y tampoco dispone de las herramientas necesarias para incidir en las políticas que aplican las agencias de viaje ante una cancelación.

Terrorismo, alerta internacional

Eso sí, en su misma web deja claro que el “Estado no resultará responsable en modo alguno ni por ningún concepto de los daños o perjuicios que, tanto por observancia como por desconocimiento o no atención de la recomendación, pudieran ocasionarse a personas o bienes”.

España no puede garantizar la seguridad de la zona, algo que extiende al resto de regiones del mundo. “Se recuerda que en estos momentos ninguna región del mundo y ningún país están a salvo de posibles actos terroristas”, afirma el Ministerio. La máxima que se aplica es que la ciudadanía continúe con normalidad su día a día y que se evite desplazarse a las zonas más calientes del conflicto.

Negociar con los intermediarios

El presidente de la patronal catalana de agencias de viajes (ACAVE), Martí Sarrate, recomienda a los clientes que quieran cancelar un viaje a Egipto que se pongan en contacto con su operador. “Son las agencias las que deben luchar para que no se les apliquen gastos de cancelación por causas de fuerza mayor”, manifiesta.  

Explica, asimismo, que el peaje no lo aplican directamente las compañías. Trasladan los que mantienen aerolíneas (Air Egipt, la única que mantiene vuelos comerciales con el país) y los hoteles.

“Es la única salida, pedir a las agencias que negocien”, remarca. El resultado final estará en manos de los intermediarios del sector.