Webs basurero: ¿qué tiran los españoles?

Existen portales de Internet en los que la gente dona objetos, se deshace de cosas que ya no necesita. Un escaparate de lo que el primer mundo está dejando atrás

3 min
Dos de los objetos que encontramos en Nolotiro.org.
Ana Portolés
Domingo, 22.11.2015 21:02

Fruto de la crisis económica y la preocupación por el medio ambiente han surgido webs como Nolotiro.org, YoRegalo.es o TeLoDoy.net, páginas de anuncios clasificados en las que no se vende nada. Ni siquiera hay trueque. Solo sirven para donar y recibir donaciones. Las tres son españolas y permiten buscar por provincia, e incluso por ciudad, para facilitar que la mercancía pueda ser recogida en persona, sin gastos de envío. En el caso de YoRegalo.es y TeLoDoy.net, el usuario puede publicar anuncios no solo de lo que regala sino también de lo que necesita obtener gratis.

Además, existen aplicaciones como It’s Free! que permiten igualmente donar o buscar objetos gratis en nuestra zona, y dejar notas simpáticas a los donantes y de agradecimiento a los que reciben el objeto.

¿Cuáles son los objetos más regalados?

En estas webs encontramos dos tipos de objetos que ya no tienen lugar en la vida de su primer dueño. Por una parte están los que le han sido útiles en circunstancias puntuales que seguramente no se volverán a repetir en mucho tiempo. Aquí encontramos ropa y objetos de bebé (cunas, bañeras, tronas…), objetos para niños (juguetes, libros de texto…), botes de barniz y pintura sobrantes de alguna obra que se secarán si no se consumen pronto, y hasta 'L' para conductores novatos.

Pero por otra parte, y aquí llega lo interesante, están los objetos que han sido rechazados por sus dueños por obsoletos. Por ejemplo, en estas webs se donan muchas películas en VHS y cintas de casete, que ya han sido sustituidas por otros soportes como el CD y el DVD o, directamente, por archivos en MP3 y MP4. Otros objetos que los donantes ya no necesitan son mantas, comúnmente sustituidas en los hogares por edredones de plumas, o cocinas de butano, ya reemplazadas por el gas o la vitrocerámica.

Los españoles también se deshacen del papel y donan colecciones de revistas, manuales, libros de cocina y enciclopedias, llenos de información que se puede conseguir en Internet sin que ocupe espacio en sus casas. También encontramos objetos démodé, como muebles de los 80, pins que se donan en colección –la tendencia los ha reemplazado por las chapas–, o abanicos pintados, que durante tanto tiempo se usaron como adorno en las paredes de nuestras casas.

Electrodomésticos que funcionan

No obstante, el verdadero interés de estas webs radica para muchos en los electrodomésticos, aun capaces de prestar servicio pero que han sido sustituidos en casa de sus dueños por tecnología más reciente. Aquí encontramos viejas neveras, vídeos, televisores sin TDT (a veces, acompañados del aparato) y pantallas de ordenador de tubo. Y cabe destacar la gran presencia de las impresoras domésticas que se ofrecen gratis, que en ocasiones ni siquiera son antiguas y que invitan a pensar en el precio de los cartuchos o en la obsolescencia programada.

En definitiva, se trata de webs y apps que descubren cuáles son los objetos que, por una parte, reconocemos que siguen teniendo utilidad y no somos capaces de tirar y, por otra, ya no queremos en nuestras vidas por desfasados. Un punto de encuentro virtual entre el primer y el tercer mundo dentro de una misma ciudad.