Rajoy se pone cómodo a esperar que Sánchez pase por el aro

6 min

Humor inglés: Theresa May nombra ministro de Exteriores a Boris Johnson y le hace un calvo a la UE. El efecto Mas: Turull y Gordó, eliminados. El barbero de Hollande

Pablo Planas
Jueves, 14.07.2016 08:56
ABC:Rajoy da veinte días a Sánchez para decidir si permite un Gobierno para España

El Mundo: Rajoy da 20 días a PSOE y C's para pactar su investidura

El País: El pulso entre Rajoy y Sánchez aleja una salida rápida a la crisis

La Razón: Rajoy presiona al PSOE: no irá a la investidura sin su apoyo

Ara: Sánchez es resisteix

El Periódico: Rajoy pide una investidura rápida y sin contrapartidas

El Punt Avui: Renovació per dirigir el Partit Demòcrata

La Vanguardia: Rajoy sólo arranca un no "a día de hoy" de Sánchez

Pedro Sánchez se hace el estrecho, pero desliza el matiz del no "a día de hoy", fórmula objeto de controversia lingüística, galicismo para unos, galleguismo para otros. Rajoy digiere la negativa como si fuera un rumiante de tres estómagos. La situación está varada en el instante previo a una jugada de ajedrez y abundan las comparaciones en la prensa con el azar, los naipes, el dominó y otros deportes de larga duración. Rajoy es como Indurain, que subía el Tourmalet sentado, sin los aspavientos y contorsiones de los reyes de la montaña.

Antes de entrar en materia, la nueva primera ministra británica, Theresa May, ha tenido la humorada de nombrar ministro de Exteriores a Boris Johnson en una excelsa muestra de humor inglés. Un calvo a la Unión Europea. Otra historia del día es la retirada masiva de aspirantes a dirigir el Partit Demòcrata Català, con lo cual, Marta Pascal y David Bonvehí tienen vía libre para ocupar todo el sanedrín. En cada cosa en la que participa Artur Mas se cumplen inexorablemente todas las leyes de Murphy.

De vuelta a la investidura, firma Javier Casqueiro una crónica en El País que desvela la conversación privada de Rajoy con un selecto grupo de periodistas: "La reflexión que tiene en mente ahora Mariano Rajoy es incluso sobre si merece la pena acudir o no a la primera votación de su sesión de investidura que debería de comenzar el 2 de agosto, que es la fecha que le gustaría y tiene prevista en su particular calendario. Así lo aclaró en la tarde de este miércoles a un grupo de periodistas en charla privada a las puertas del Congreso de los Diputados. La hipótesis de trabajo del presidente en funciones consiste en esperar ahora a la constitución formal de las Cortes el 19 de julio, a que el Rey abra su batería de contactos y aguardar entonces a que los líderes le transmitan al monarca cuáles son sus intenciones para saber si él vuelve a declinar un probable ofrecimiento a presentarse. En ese intervalo será cuando Rajoy querrá "echarle una pensada" a cuáles son sus opciones reales, hablará con algunos de sus actuales interlocutores y tomará la decisión".

Vamos, que no es descartable la hipótesis de unas terceras elecciones. Rajoy disfruta de los momentos líquidos, de las previas de los partidos, del instante anterior a los hechos.

En La Vanguardia, Enric Juliana se fija en la posibilidad de que Pedro Sánchez la vuelva a liar y se presente a presidente: "España aún es continuista. Instalado en esta verdad antigua, Rajoy cree que puede imponerse por decantación y por inercia. El PSOE acabará pasando por el tubo, porque no tiene otra salida. Hay números y un cierto espacio de maniobra para una alianza de las izquierdas y las nacionalidades, pero el PSOE meridional tiene el mandato de frenarla. Si Pedro Sánchez intentase una mayoría alternativa ­todavía no está seriamente en ello­, con Podemos, el Partit Demòcrata Català, ERC y el PNV, el comité federal ardería. El secretario general podría intentar entonces la consulta directa a la militancia, ante lo cual andaluces, extremeños y castellano-manchegos ­y otros­ podrían amenazar con la abstención de sus diputados. Guerra nuclear. El PSOE en riesgo".

José Alejandro Vara firma en Voz Populi un análisis sobre el talante frío y pausado de don Mariano, un profesional: "Rajoy alienta un relativo optimismo sobre la posibilidad de superar la situación bloqueo institucional. Pese al ambiguo ‘no’ de Pedro Sánchez y la forzada abstención de Ciudadanos, el líder del PP mantiene la esperanza. Como es habitual, el presidente es el más optimista de su equipo. “Tranquilidad, calma. No hay que ponerse nerviosos, esto acaba de empezar”, repite a sus lugartenientes, mucho más inquietos que el presidente. También en la larga noche del 26J fue el único que mantuvo dignidad en su semblante cuando caían sobre Génova los datos de las encuestas con estruendo de obuses. "Hacedme caso, que llevo mucho en esto", repite en los casos de extrema tensión. Como ahora. Sigue hablando de que todo estará solucionado en agosto y que piensa irse de vacaciones a Sanxenxo. Como siempre. No pasa nada".

Es el pasmo Mariano, genio y figura. Para, templa y manda.

Raúl del Pozo, en el cierre de El Mundo, se muestra abochornado: "Vean ustedes a Mariano Rajoy y Pedro Sánchez dándose la mano como tratantes, delante de la bandera de España, unos meses después de que el segundo acusara al primero de indecente. En el juego y en la feria, darse el cazo es una firma. (...) En la rueda de prensa posterior, Pedro Sánchez afirmó su negativa: el PSOE no es aliado potencial del PP y espera de Rajoy propuestas, no chantajes. Endulzó el 'no es no' con 'a día de hoy' -mala traducción del francés, en vez de hoy por hoy o en este momento-, y se reafirmó en su negativa a la investidura con la promesa de que impedirán que haya terceras elecciones, lo cual sigue siendo una contradicción, una tesis absurda".

Concluye así el texto: "Podrían llevarnos a unas terceras elecciones, lo cual sería un disparate del que nos arrepentiríamos siempre, como ha comentado Mariano Rajoy".

Vamos a tener rollo con la investidura para todo el verano, nada que ver con los estíos del monstruo del lago Ness y las caras de Bélmez.

Escándalo en Francia. El barbero de Hollande cobra diez mil euros al mes. ¿Qué le afeitará para ganar semejante sueldo?

14 de julio, santoral: Camilo de Lelis, Francisco Solano taumaturgo, Heracles obispo, Optaciano, Tuscana y Vicente.

Comentar